Rocío Carrasco y Fidel Albiac con su hijo

El hospital que trató a David Flores Carrasco deja claro el papel de su madre Rocío

Una profesional que atendió al joven cuenta toda la verdad sobre los momentos más delicados tras su nacimiento

David Flores, hijo de Rocío Carrasco y Antonio David Flores, nació con una enfermedad que le ha hecho necesitar cuidados específicos para intentar paliar los efectos de su dolencia. Fue su propio padre el que confesó durante su participación en 'GH VIP' un episodio donde se cuestionó el papel como madre de la hija de Rocío Jurado.

El ex guardia civil relató como en una ocasión su hijo tuvo que ser ingresado y como su madre se desentendió del estado de salud del pequeño. Un episodio sobrecogedor que ahora 'Cotilleo' vuelve a sacar a la luz después de haber hablado con algunas fuentes testigos de ese momento.

Rocío Carrasco no acompañó a su hijo David al hospital

De todos es sabido la nula relación que la hija de la más grande mantiene con sus dos hijos, Rocío y David. Ambos decidieron irse a vivir con su padre y la mujer de este, Olga Moreno, dejando a Rocío Carrasco con la única compañía de Fidel Albiac. Desde entonces han pasado años sin hablarse y sin verse.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

El último contacto que tuvo Rociíto con David fue cuando coincidieron en los juzgados. Según contó Olga, Rocío Carrasco no se acercó a saludar a su hijo provocándole al pequeño un profundo dolor: «El niño se hartó de llorar» confesó la diseñadora. Este no sería el único desplante de Rocío hacia David. Lo peor llegó cuando tuvo que recibir tratamiento al poco de nacer por motivo de su enfermedad.

Aunque ningún miembro ha desvelado qué dolencia sufre David, se rumorea que tiene el síndrome de Angelman. Una enfermedad que afecta al desarrollo, problemas en el habla, discapacidad intelectual y que refleja un constante estado de alegría. Cuando el hermano de Rocío Flores nació, necesitó la ayuda de especialistas y un tratamiento, un proceso del que, según apunta 'Cotilleo', Rocío Carrasco se desentendió.

«Solo vi una vez a su madre»

Las visitas al Hospital Universitario de la Zarzuela se convirtieron en constantes para David Flores. Era fundamental que el pequeño acudiera a su tratamiento, pero según apuntan algunas fuentes, su madre apenas se preocupó.

«El único que se volcaba en cuidarle era su padre y su actual mujer, Olga Moreno. En todo el tiempo que yo estuve allí trabajando, solo vi una vez a su madre. El resto, todas las agendas de los médicos, las visitas y lo demás siempre han sido realizadas por su padre y por su actual mujer» ha explicado una de las profesionales que atendió a David Flores.

Según este testigo, debido a las diversas patologías que David sufría «no era un tratamiento con un principio y un final, y se alargó mucho en el tiempo». Un momento delicado para el pequeño donde no contó con el apoyo de su madre: «En todo ese tiempo, solo vi a Rociíto una vez» señala.

La profesional sanitaria que participó en el tratamiento de David Flores, da la razón al colaborador de 'Sálvame' cuando este asegura que Rocío Carrasco no mostró interés por la evolución de su propio hijo: «Cuando veo a Antonio David en la tele, pienso que él tiene la razón, al menos en este sentido, por lo que yo viví en ese momento. La persona que acudía a las consultas con ese niño era su padre, y en ocasiones también con Olga. Él era quien acudía asiduamente» recalca.

David Flores fue «apartado» de la vida de Rocío Carrasco y Fidel Albiac

Han sido muchos los testimonios que han asegurado de manera pública que Fidel Albiac y Rocío Carrasco preferían que David Flores no estuviera con ellos. «Ellos cenaban en el salón, y mi hijo en la cocina» confesó Antonio David Flores en 'Sálvame'. Además, el colaborador también explicó que su exmujer jamás aceptó la enfermedad de su hijo.

«Rocío ha gestionado el problema de salud de su hijo de una manera penosa. No ha querido asumir la enfermedad de David. Eso va en función de la madurez de cada uno» afirmó al tiempo que no entendía por qué la familia de Rocío Carrasco ocultaba la enfermedad de David como si fuera algo de lo que avergonzarse: «Cada uno lo lleva como quiere» reconoció sin ningún tipo de reproche.