El ministro de Sanidad, Salvador Illa, junto al presidente, Pedro Sánchez, y un doctor en el Hospital La Paz

El Gobierno ya prepara nuevas prohibiciones en España tras los datos

El Ejecutivo español no descarta nuevas restricciones para evitar una tercera ola

La curva de la segunda ola de la pandemia parece haberse atenuado en las últimas semanas. Sin embargo, el Covid-19 continúa lejos de controlarse.

El Ministerio de Sanidad informaba este lunes de un nuevo repunte de infecciones tras el puente de la Constitución. En el primer fin de semana tras estas fechas festivas, se han notificado 21.309 nuevos casos positivos de Covid-19 frente a los 17.681 de la semana anterior. La incidencia acumulada ha subido cuatro puntos desde el viernes hasta los 193 casos por cada 100.000 en los últimos 14 días.

Medidas más duras si fuese necesario

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Ante esta situación, el Gobierno no descarta adoptar restricciones adicionales antes que de que lleguen las fiestas navideñas si las cosas empeoran, aseguran desde ‘El Español’.

La clave está en la evolución de la pandemia en los próximos días. Si la situación se descontrola, al Gobierno de Pedro Sánchez no le va a temblar la mano para tomar nuevas medidas más restrictivas. Y es que el Ejecutivo español no quiere que las Navidades sean el inicio de una tercera ola en el país. Por ello endurecer las normas ya existentes o añadir nuevas restricciones en caso de que la situación empeore es un tema que siempre ha estado sobre la mesa.

No está claro qué medidas se implantarían, pero lo que sí es seguro es que el Gobierno buscaría una homogeneidad en su aplicación. Es decir, las restricciones se acordarían para todas las comunidades autónomas.

Aunque el Ministerio de Sanidad ha acabado cediendo a la dureza inicial de las restricciones navideñas, no está dispuesto a hacerlo en esta ocasión.

Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, ya ha alertado de que el país afronta una «situación delicada». España ya no está en periodo de descenso, sino que se encuentra en «una posible meseta», algo que según Simón «no nos interesa».

Los nuevos datos indican que el Covid-19 está repuntando en Cantabria, Cataluña, Canarias, Navarra y Baleares.

En Madrid, su consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha admitido que «podríamos hablar de un repunte» en la comunidad. A pesar de ello, Ruiz Escudero también ha señalado que «hay que evaluar muy bien donde se producen esos contagios y sobre todo si tiene repercusión a nivel existencial, que no lo está teniendo».

La situación en la Unión Europea

Las medidas que se plantea España están lejos de ser como las que se han establecido ya en varios países europeos. Alemania y los Países Bajos han aprobado recientemente un confinamiento duro para su población. Ante esta situación Bélgica no descarta tampoco tomar nuevas medidas ante las navidades después de que sus vecinos fronterizos hayan optado por cerrar colegios y comercios. 

Aunque la incidencia de Covid-19 en España es mucho más baja que en estos países, según los datos del Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades, ECDC, es importante no bajar la guardia. Y es que la pandemia está lejos de terminarse por el momento.

España cuenta con la tasa más baja de casos por cada 100.000 habitantes entre los grandes países de la Unión Europea. Francia está en los 236 casos, mientras que Alemania se sitúa en los 341. Holanda y Bélgica, con 546 y 268 respectivamente, también superan a España.

Pero si hay un país que se encuentra totalmente desolado, ése es Italia, que cuenta con la mayor tasa de defunciones de los grandes países de la Unión Europea con 16 muertos por cada 100.000 habitantes en las últimas semanas. En total, desde el inicio de la pandemia, Italia ha contabilizado 1,8 millones de casos confirmados y 64.520 muertes por Covid-19.