Rocío Carrasco

Rocío Carrasco lo consigue y su hermana se ve obligada a suspenderlo todo

Rocío Carrasco consigue que anulen un evento en el que iban a homenajear a su madre

Rocío Carrasco no permite que nadie se aproveche de la imagen de su madre. Cualquier tipo de acción u homenaje que le dediquen a la artista tiene que contar con su visto bueno. De ello pueden dar buena fe tanto Gloria Camila como algunos chipioneros.

Gloria Camila había organizado una campaña con la Asociación Cultural RJ La Más Grande que pretendía servir de tributo a la cantante. Se trataba de unos azucarillos que llevarían impresa la cara de la Jurado y que se distribuirían por los locales hosteleros de Chipiona.

Pero la idea no gustó demasiado a Rocío Carrasco. La presentación del acto iba a tener lugar este miércoles en el Hotel Sur de la localidad gaditana. Sin embargo, en vista del revuelo generado en las últimas horas por las palabras de la mujer de Fidel Albiac decidieron anularlo todo.

Rocío Carrasco en el plató de Telecinco
Rocío Carrasco quiere controlar todos los negocios que se generen en torno a la figura de su madre. |

Tanto los comerciantes como la asociación cultural que lleva el nombre de la artista optaron por suspender los distintos actos previstos. También la campaña. "Dada la polémica formada en torno a la presentación de los azucarillos, queremos aclarar algunas cosas", empiezan diciendo desde la organización.

"Ni esta asociación ni ninguno de los familiares" de la cantante, "bajo ningún concepto iban a negociar ni a ganar dinero con la iniciativa. No somos quién factura ni compra esos azucarillos", señalan.

Quieren dejar bien claro que "siempre apoyaremos y arroparemos las ideas que recuerden y rindan homenaje a la figura de Jurado. Siempre sin ánimo de lucro".

Lamentan que estas iniciativas "tan bonitas, no puedan ser disfrutadas por el pueblo de Chipiona, visitantes y admiradores. El acto de presentación queda suspendido", comunicaban en su perfil de Facebook.

Rocío Carrasco había advertido este martes en Sálvame que tomaría medidas legales tras no ser consultada de este acto. En vista de eso, los comerciantes y la entidad encargada de la campaña decidieron dar marcha atrás. Sobre todo "para evitar que sus negocios se vean perjudicados con todo esto".

Rocío Jurado y Rocío carrasco en una imagen de archivo
La localidad natal de Jurado quería rendirle un homenaje a la artista, pero Rocío no quiso. | GTRES

Tampoco pretendían que los medios que acudieran a cubrir el acto centraran "su atención en las intenciones de denunciar" por parte de la colaboradora. La idea inicial de embarcarse en este proyecto fue de la Asociación de Comerciantes del municipio gaditano. Querían que todos los bares y restaurantes difundieran estos azucarillos con el rostro de la Jurado.

Desde el Ayuntamiento explican que "ha habido un gasto que ahora se tienen que tragar, porque los azucarillos ya estaban hechos. No se llevan ni un solo euro, de hecho, lo están perdiendo", apuntan. Su única intención con todo esto era "promocionar la imagen" de la artista.

Rocío Carrasco lo quiere controlar todo

Rocío Carrasco no desea que nadie se lucre utilizando el nombre de la Jurado. Los encargados de este particular homenaje a 'la más grande' tuvieron dudas sobre la conveniencia de seguir o no con el tributo. Finalmente comprobaron que lo más adecuado era apartarse para evitar conflictos.

Lamentan que Rocío Carrasco  "se empeñe en tirar por tierra todo lo hecho desde el corazón". Su único propósito era "mantener viva la imagen" de la cantante. Pero deberán dejarlo para otro momento.

▶️ Rocío Carrasco cuenta la verdad sobre la separación de sus padres, Rocío Jurado y Pedro Carrasco

Queda por comprobar cómo recibirá Chipiona a la ex de Antonio David Flores en cuestión de días. A comienzos de julio está previsto que se inaugure allí el museo de la cantante. Después de todo lo acontecido en las últimas horas, no sería descabellado pensar que la gente le diera la espalda a Rocío Carrasco.

Rocío va perdiendo apoyos por el camino. Este tipo de amenazas no ayudan a que la gente cambie su opinión sobre ella.