Primer plano de María Teresa Campos con rostro neutro

María Teresa Campos rompe el silencio para confirmar lo que intuían sobre su salud

María Teresa reúne a su gente más cercana

María Teresa Campos tuvo que desmentir hace unos días que tuviera problemas de salud. Unas declaraciones de su hija Carmen hicieron saltar todas las alarmas. Advertía que su madre necesitaba más que nunca a sus hijas y que deseaban pasar el mayor tiempo posible juntas.

Más de uno pensó que la emblemática presentadora podría estar arrastrando algún tipo de problema. Pero ella mismo se encargó de desmentirlo, reconociendo que lo único que había eran los achaques típicos de la edad. Se encuentra en perfecto estado y con ganas todavía de mantenerse activa profesionalmente.

Mientras espera por esa ansiada oferta, María Teresa Campos ejercía este jueves de anfitriona. Organizó un almuerzo en su casa de Aravaca con un grupo de amigos, entre los que se encontraban Rocío Carrasco y su marido Fidel Albiac. La hija de 'la más grande' la considera como una segunda madre y mantienen un contacto muy estrecho desde hace tiempo.

En dicho encuentro también se dieron cita otros rostros conocidos de la televisión. Es el caso de Belén Rodríguez. Es otra persona muy cercana a María Teresa Campos, ya que fue la primera que le dio una oportunidad en la pequeña pantalla.

Pero lo especial de esta reunión es que se reencontraron Kiko Hernández y Alejandra Rubio. Era la primera vez que se veían las caras después de las duras palabras de la joven contra el tertuliano. En el Deluxe del pasado viernes se despachó a gusto contra él.

Kiko Hernández, María Teresa y Belén Rodríguez
María Teresa Campos suele organizar muchas comidas con sus amigos. | Cedida

Le reprochó la actitud que tuvo con su familia, sobre todo con su tía y su madre. No entendía que su abuela le abriera las puertas de su casa a alguien que se mostraba así de ofensivo con ellas.

María Teresa Campos no pareció prestarle demasiada atención a los comentarios de su nieta. Así lo demostraba invitándole a comer a su casa este jueves. Es posible que también se apuntara su nieta al encuentro con intención de aclarar el asunto.

Todo esto ocurría mientras Terelu se encargaba de la presentación de Sálvame y Carmen estaba de vacaciones. La presentadora aprovechó la ocasión para rodearse de sus amigos más cercanos, los que nunca le fallan. Este tipo de comidas son muy frecuentes desde hace tiempo.

María Teresa Campos y Rocío Carrasco
Rocío Carrasco tiene un trato muy cercano con María Teresa Campos. | Europa Press

Suelen alargarse varias horas y aprovechan para ponerse al día sobre sus vidas. En estos momentos, todos están muy pendientes de María Teresa Campos. Aunque no presente ningún problema de salud grave, sí que son conscientes de que los años pasan.

Rocío, Fidel y Kiko salieron juntos de la casa con una amplia sonrisa en el rostro. Se lo habían pasado en grande y confían en verse de nuevo dentro de poco. 

María Teresa Campos, sorprendida con su hija

María Teresa Campos se mostró muy emocionada hace unos días tras escuchar el bonito mensaje que le dedicó Carmen Borrego. "Creo que el error de tu vida es que se te pase el tiempo y no hacer lo que las personas que están a tu lado se merecen". Aseguraba que "mi madre se lo merece todo, lo digo de corazón".

A los pocos días, la comunicadora regresaba a Madrid procedente de Málaga, donde había disfrutado de unas merecidas vacaciones. Llegaba con ganas de volver a casa y de ver a su querido Gustavo. Es su chófer, su confidente y la persona que considera como un hijo.

▶️ VÍDEO del día

Aclaraba cuál era su estado de salud en estos instantes y desmentía cualquier tipo de enfermedad. Eso hizo respirar a todos sus seguidores, que se habían puesto en lo peor.

María Teresa Campos, mientras tanto, espera por una oportunidad en la televisión. Ha hecho un llamamiento en varias ocasiones para que la vuelvan a contratar. Pero sus peticiones no fueron escuchadas.