El presidente ruso Vladimir Putin asiste a una conferencia de prensa conjunta con el canciller alemán Olaf Scholz, el 15 de febrero de 2022

Los servicios secretos de Estados Unidos revelan el problema que tiene Putin

El presidente ruso estaría siendo objeto de una controvertida estrategia dentro de su equipo

Estados Unidos está convencido de que existe algo que no concuerda con la manera de proceder de Vladimir Putin. La guerra entre Ucrania y Rusia ocupa las inquietudes del Kremlin y, aunque aseguran que todo va según lo planeado, podría no ser así.

Según los servicios secretos americanos, el presidente ruso estaría siendo víctima de sus propios asesores. Estos estarían dándole "información errónea" sobre la evolución del conflicto armado así como las consecuencias que las sanciones estarían teniendo en la economía rusa.

"Putin se ha sentido engañado"

Desde que estalló la guerra muy pocas veces se ha visto al presidente ruso comparecer en un medio de comunicación. A diferencia de Zelenski, Putin mantiene su perfil bajo dejando que sean sus asesores y gente de confianza los que intervengan.

Así las cosas, Kate Bedingfield, directora de Comunicación de la Casa Blanca, tiene la firme convicción de que Putin está muy molesto. Concretamente "se ha sentido engañado por las Fuerzas Armadas rusas".

Foto de Vladimir Putin
Según Estados Unidos, Putin está siendo engañado por sus asesores | Europa Press

Un malestar que estaría haciendo mella entre el presidente y su liderazgo militar. Tal y como explicaba la funcionaria, las noticias que llegan al Kremlin son muy distintas de la realidad en el campo de batalla.

Al parecer, Putin no tendría ni idea de las bajas que estarían sufriendo sus militares así como sus principales comandantes y generales. Una información que sus asesores le habrían ocultado para no mostrarle una verdad que circula por medio mundo.

"Creemos que Putin está recibiendo información errónea de parte de sus asesores sobre el mal desempeño de las fuerzas militares rusas", explican. Es más, tampoco sabría como la economía rusa está resentida tras las sanciones impuestas desde el comienzo de la guerra.

Foto de un grupo de soldados rusos escuchando a su dirigente
Putin desconoce cuántos de sus soldados y dirigentes militares han muerto a manos de Ucrania | Canva

Una estrategia del equipo más próximo al militante ruso que respondería a una razón. "Sus principales asesores tienen miedo de decirle la verdad", señalan desde la Casa Blanca.

Los servicios de inteligencia americanos llevan trabajando desde que comenzó la guerra y tienen información de primera mano. De ahí que confíen plenamente en la labor de investigación de sus agentes.

Estados Unidos puso su foco en Putin en un intento de frenar la escalada bélica y siguen muy de cerca su evolución. Es por eso que aseguran que Rusia está "más débil y cada vez más aislada en el escenario mundial", por culpa de "un error estratégico".

▶️ El presidente de Ucrania hablará en España en los próximos días

Las consecuencias de que Putin no tenga toda la información

El hecho de que los asesores de Putin hayan optado por no darle toda la información sobre la evolución real de la guerra, podría afectar negativamente. Así lo creen desde el Departamento de Defensa de Estados Unidos donde confiesan sentir inquietud.

Que el líder ruso no sepa cómo lo están haciendo sus soldados o las bajas reales de sus Fuerzas Armadas podría tener consecuencias para llegar a un pacto. "Si no está informado al completo, ¿cómo van a llegar sus negociadores a un acuerdo que sea duradero?", se pregunta el portavoz del Departamento de Defensa.

Montaje con Zelenski y Putin
Temen que este desconocimiento afecte a la hora de llegar a un acuerdo entre Ucrania | La Noticia Digital

"Uno no sabe cómo va a reaccionar un líder cuando recibe malas noticias. Así que sí, es preocupante", señalaba John Kirby.

Todos temen una reacción desmedida de Putin cuando este reciba las verdaderas noticias sobre su posición en la guerra. Un temor que se extiende hasta sus propios asesores incapaces de abrirle los ojos e informarle de que, quizás, el plan no marcha tan bien como pensaban.

Por el momento, el anuncio de "una reducción drástica" de la actividad militar se saldó con un incremento de la ofensiva en Donbás. De la misma manera que se intensificaron los bombardeos en Chernígov y la región de Kiev.