Paz Padilla en un photocall posando para la prensa

Paz Padilla se escapa con su novio para salvar la relación en medio de la polémica

Paz Padilla, preocupada por su relación

Paz Padilla le ha dado una nueva oportunidad al amor. Hace unas semanas, se confirmaba que la humorista se encontraba de nuevo ilusionada con un amigo muy especial, como es Fran Medina. Sin embargo, en los últimos días, ha tenido que tomar una decisión importante para salvar la relación.

Ambos están viviendo con mucha intensidad este romance. Llevan casi un año saliendo como pareja, pero no fue hasta la semana pasada cuando una revista destapó su historia. La repercusión en los medios cogió por sorpresa a Fran, que se sintió muy agobiado por el acoso de la prensa.

En vista de todo esto, Paz Padilla se vio obligada a realizar una serie de cambios en su vida para salvar la relación. Según destapa Semana, los enamorados podrían realizar una escapada a la casa rural que tiene ella en Girona. Allí, encontrarán la tranquilidad que tanto demandan.

La presentadora de Mediaset se encuentra inmersa en varios proyectos. Además de un bar en Madrid y de un chiringuito en Cádiz, también dispone de esta masía de 1700 metros en Girona. La suele poner en alquiler durante todo el año, llegando a alcanzar los 1000 euros por el fin de semana en temporada alta.

Los que opten por quedarse una semana completa deberían desembolsar 3000 euros. Eso sí, el apartamento individual que tiene junto a la casa llega a los 290 euros. 

Fotografia de Paz Padilla paseando por Cádiz con Fran Medina
Paz Padilla, con su chico en unas imágenes recientes | Gtres

Dicha vivienda de turismo rural se encuentra ubicada a las afueras de Vilamarí, en Pla de l'Estany. Rodeada de cinco hectáreas de terreno verde se puede considerar todo un paraíso para los que busquen la paz y el sosiego. Allí, la pareja tendría la oportunidad de refugiarse de los comentarios que han surgido a raíz de la publicación de unas fotos juntos.

Paz Padilla cuenta, en este retiro, con cinco dormitorios y un apartamento independiente, que oferta dos habitaciones dobles con baño y cocina-office. Está pensado para acoger hasta a 14 personas, con todas las estancias con vistas al exterior.

Además, Can Miquelet dispone de un jardín de importantes dimensiones, con una piscina de agua salada y un amplio porche. Son todo comodidades para los turistas que decidan alquilar esta vivienda en Girona.

La vivienda en sí está pensada para desconectar, huir del estrés y la ansiedad. Algo que tanto demandaba la pareja de Paz Padilla en los últimos días. En un comunicado remitido a los medios, solicitaba que evitaran fotografiarle al considerar que no era un personaje público.

Sin lugar a dudas, se trata de un lugar muy especial para la gaditana. Es habitual, desde hace un par de décadas, que pase allí unos días en verano y en fin de año. Sitio más que recomendable para recargar energías.

Fotografia de Fran Medina, el nuevo novio de Paz Padilla
El novio de Paz Padilla se llama Fran | Fran Medina @medina_photo

Paz Padilla vive un momento muy especial

Paz Padilla se encuentra ante una de las etapas más ilusionantes de su vida. Después de perder a su marido consideró que era oportuno no cerrarle las puertas de su corazón a nadie.

Trató de llevar en secreto su romance con el guardia civil y fotógrafo. Pero, hace un par de semanas, se descubrió que, entre ellos, había algo más que una simple amistad. Unas imágenes de la pareja besándose en la playa fueron la prueba definitiva.

▶️ ¿Amor de verano? Jaime de Marichalar, pillado en actitud cariñosa con esta mujer

En cualquier caso, el novio de la artista ha recibido con cierto malestar que se publicarán dichas imágenes. Después de casi un año juntos, se hacía público su idilio. Eso le obligó a desactivar todas sus cuentas en redes sociales.

Paz Padilla nunca ha encajado del todo bien ser el objetivo de los fotógrafos y parece ser que su novio tampoco.