Primer plano de Irene Rosales con mascarilla delante de su marido Kiko Rivera

Irene Rosales deja a Telecinco sin palabras: 'Kiko Rivera no está curado'

La colaboradora de 'Viva la vida' habló largo y tendido sobre las adicciones de su marido

En las últimas semanas, Irene Rosales se ha abierto en canal en el programa donde colabora, 'Viva la vida'. Desde hace un tiempo, los espectadores han podido conocer de primera mano los problemas más íntimos que sufre la mujer de Kiko Rivera tras un año aciago por la muerte de sus padres.

Hace una semana, Rosales reconocía que requería ayuda de un psicólogo para solucionar sus problemas personales. El pasado fin de semana, la mujer del DJ ha vuelto a hablar de su marido tras salir a la luz varios vídeos del pasado de Kiko y tras llamar en directo a 'Sálvame' para reprochar a Anabel Pantoja la dejadez de parte de su familia cuando Kiko era adicto a las drogas. Sincera como es habitual en ella, Irene ha confesado cómo afrontó las adicciones de Kiko Rivera.

Todos los que la conocen saben que en ningún momento ha dejado solo a su marido, a pesar de vivir situaciones muy complicadas. Por ello, ha querido desvelar la razón por la que saltó este lunes contra la prima de Kiko, Anabel Pantoja. «En ese momento yo estaba viendo la televisión y vi en el que estaban hablando de sus adicciones. Y a mí me dolió que Anabel dijese que su tía había estado en todo momento junto a su hijo».

No te pierdas nuestra nueva página de Facebook con las mejores noticia de España. Pincha aquí y síguenos. ¡Te encantará!

Irene Rosales desvela cómo fue el proceso de desintoxicación de Kiko

Irene ha confesado también como Kiko decidió quedarse en casa y no ir a una clínica de desintoxicación. «Yo he visto a mi marido de todos los colores. No es nada agradable, he visto como a mi marido le daban temblores, ataques de ansiedad, yo he tenido que discutir mucho con él. Cuando tú estás con una persona que se está quitando de algo y tiene una necesidad, que tiene una adicción y no es nada fácil», ha desvelado.

Irene ha dejado claro que la persona que siempre ha estado junto a ella ha sido su gran amigo Fran, al que le está eternamente agradecido. Además, Irene Rosales relató con detalle que el momento más duro fue cuando finalizó el verano después de abandonar sus adicciones. «Los días grises se notan», decía Irene sobre este proceso tan complicado que ha ido superando su marido y del que aún no ha salido del todo.

La colaboradora de 'Telecinco' ha contado que cuando una persona está inmersa es sus adicciones ve todo maravilloso, pero después al tocarle el proceso más difícil es muy complicado: «Es la etapa más dura porque esa persona está enfadada consigo misma y es muy complicada. Pero a día de hoy he descubierto a un Kiko muy centrado, muy consecuente, una persona que no tiene nada que ver a la que era hace cuatro años», aseguraba.

«Kiko está con psicólogo y psiquiatra, pero no está medicado»

Irene Rosales ha querido poner el foco en que Kiko Rivera aún no está recuperado y que continúa en ese largo proceso. «Kiko está con psicólogo y psiquiatra, pero no está medicado. Pero no son meses, son años, es toda una vida luchando contra eso», ha confesado la buena de Irene.

Por último, Rosales ha comentado las palabras que lanzó Isa Pantoja contra su hermano, en el que aseguró que su hermano era «mayorcito» y que su madre sufría ya demasiados problemas en su vida. «Creo que Kiko es una persona que necesita ayuda, va a seguir necesitando ayuda siempre, apoyo», decía Irene, a la vez que mandaba un mensaje a su cuñada: «Creo que nos tenemos que sentar a hablar con ella y tiene que saber lo duro que es su problema», confesaba.