Manos de un niño echándose gel hidroalchólico

Siete muertos tras beber gel hidroalcohólico en una fiesta

Dos personas más se encuentran en la UCI por el mismo motivo

El gel hidroalcohólico se ha convertido en un elemento indispensable en nuestras vidas y echarnos gel en las manos es ya casi un gesto instintivo cuando entramos en un establecimiento o cuando acabamos de tocar alguna superficie. No obstante, hay gente que comete auténticas locuras con el gel, como echarse medio bote cada vez que entra en un sitio. El colmo del mal uso lo encontramos en Rusia, donde varias personas se lo bebieron durante una fiesta.

El suceso ocurrió en la población rusa de Yakutia, donde nueve personas, al ver que se había acabado el alcohol, echaron un trago al gel hidroalcohólico. El resultado fue demoledor: nueve personas trasladadas al hospital de la ciudad, siete de las cuales han acabado falleciendo por la ingesta del gel. Las otras dos siguen en la Unidad de Cuidados Intensivos y se teme por su vida.

Siete fallecidos por ingesta de gel

Los primeros en fallecer tras la fiesta del jueves fueron una mujer de 41 años y dos hombres de 27 y 59 años, según informa el rotativo inglés ‘Daily Mail’. Un día después fallecieron tres hombres, de 28, 32 y 69 años, mientras que este pasado sábado ha muerto la séptima persona. Cabe destacar que el gel posee un 69 % de alcohol que, si bien es el equivalente a otros licores de alta graduación, puede resultar mortal si no está preparado para su ingesta.

Las autoridades rusas ya han abierto una investigación sobre lo sucedido y confirman que las siete muertes son consecuencia de haber ingerido el gel hidroalcohólico.

Mantener el gel fuera del alcance de los niños

En vista de este suceso, los expertos recomiendan extremar las precauciones y mantener el bote de gel fuera del alcance de los más pequeños de la familia, que pueden verse atraídos por los colores vistosos o la presentación del recipiente. Desafortunadamente, en un colegio de la localidad pontevedresa de Lalín, un niño de tres años recibió una rociada de gel hidroalcohólico en el ojo y ha tenido que ser sometido a dos operaciones.

En este sentido se pronunció Olegario Cortiñas, vocal de óptica de Farmacéuticos de A Coruña, quien remarcó la importancia de informar a profesores y cuidadores sobre las pautas de actuación en caso de que a los niños les entre gel en el ojo o lo ingieran. «Lo más importante es actuar rápidamente, echando agua para diluir el gel, y luego acudir al hospital», aseguró.

Los médicos también recomiendan tomar leche con miel, así como líquidos con mucho azúcar como el zumo de frutas. En cualquier caso, hay que acudir inmediatamente a un centro hospitalario para evitar daños mayores.

No todos los geles son iguales

Retomando la cuestión del uso de gel hidroalcohólico, la dermatóloga Elena De Las Heras señaló que lo recomendable es que el producto contenga un 70% de alcohol y sea adquirido en farmacias. De hecho, la diferencia entre un gel bueno y uno malo se puede notar por el olor. «Va con glicerina o glicerol para que hidrate pero no debe llevar perfumes. Si tiene un olor agradable, mejor que no lo uses», aseguró.

Por otra parte, De Las Heras afirmó que su uso no está relacionado con la aparición de dermatitis, excepto en aquellas personas que ya sufran problemas en la piel. Para estos últimos, se recomienda un tratamiento de corticoides, siempre bajo la supervisión de un médico.

Por último, la dermatóloga recordó que la forma correcta de ponerse gel es frotar las dos manos de un lado a otro entre 20 y 30 segundos, para que el gel llegue a todos los rincones y prevenga el contagio de forma efectiva.


Comentarios