Personal sanitario en un hospital con mascarilla

Dos meses más de confinamiento', la apuesta que puede llegar a España de sus vecinos

A pesar de la mejora epidemiológica, especialistas lusos recomiendan otros 60 días de cierre para controlar la curva de contagios

Aunque la situación epidemiológica de esta pandemia de la covid-19 haya sufrido mejoras en Portugal, pasando de los más de 13.000 positivos diarios de coronavirus registrados durante la última semana de enero a los 2.583 de este pasado martes, el gobierno luso no se relaja en estos momentos tan decisivos y ha decidido no bajar la guardia.

En las últimas 24 horas se han registrado 203 defunciones por esta enfermedad y la presión en las ucis y hospitales continúa siendo uno de los principales factores preocupantes ahora mismo. Hasta ahora permanecen un total de 6.070 pacientes internados, 862 de ellos en estado crítico.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Datos oficiales confirman que desde ayer han disminuido las hospitalizaciones hasta 275 y 15 menos en las ucis. A día de hoy, el país luso ha contabilizado 14.557 fallecimientos y se han contagiado 770.502, de una población de 10 millones de habitantes.

Por su parte, la ministra de Sanidad, Marta Temido, ha resaltado que el confinamiento impuesto que vive el país desde el pasado 15 de enero, con todo cerrado, «continuará durante bastante más tiempo para que sea efectivo y frenar totalmente la curva de contagios».

Temido ha dejado entrever que el confinamiento se extenderá durante 60 días más, tal y como han aconsejado los especialistas en la reunión del Infarmed a la que han asistido epidemiólogos y especialistas de referencia en Portugal. A esta misma también ha acudido el presidente de la República, Marcelo Rebelo de Sousa; el primer ministro, Antonio Costa, y distintos representantes de las formaciones políticas del país.

Manuel Carmo Gomes, epidemiólogo, ya comentó en el encuentro que el país alcanzó el pico de contagios por covid-19 el 29 de enero, al superar los 16.000 nuevos positivos en solo un día. El número de infectados totales diarios ha disminuido progresivamente, pero por el momento, Gomes considera que «se hubieran evitado contagios y fallecimientos cerrando antes las escuelas y si en Navidad se hubieran impuesto restricciones en las reuniones familiares», y defiende que «es urgente testar al mayor número posible de personas, porque si no se hace el confinamiento no tendrá los resultados que se pretende y los datos volverán a subir cuando acabe», ha añadido.

Otro apunte positivo que han resaltado los especialistas portugueses ha sido «el índice R de contagio y transmisión del virus en Portugal está ahora en 0,82», tal y como ha informado el epidemiólogo André Peralta, defensor pleno de que el país debe permanecer en estado de confinamiento hasta el mes de marzo, y quien ha confirmado que «más de 120.000 personas se han infectado ya en Portugal de covid-19 con la variante británica».

Tal y como apuntan estos especialistas y coincidiendo con muchos otros del resto de países, han insistido en que si no se cumplen los calendarios de vacunación previstos en el país será realmente complicado controlar la pandemia actual.

Nueva ampliación de restricciones

En esta línea, España ha decidido prorrogar los controles en la frontera interior terrestre con el país luso hasta el próximo 1 de marzo. Una prórroga que ya la recoge la orden publicada este martes en el Boletín Oficial del Estado (BOE), y que entra en vigor un día antes de que finalizase la orden que fijaba controles en las fronteras con el objeto de contener lo máximo posible la expansión del coronavirus.

El desarrollo de las entradas y salidas que se lleven a cabo desde el territorio español por medio de la frontera con Portugal, solo se podrán ejecutar por los pasos autorizados y durante los horarios que así se establezcan por las autoridades pertinentes y que serán publicados de forma oficial por la Dirección General de la Policía.