Gente caminando por la Calle Preciados de Madrid

Los motivos de Madrid para no cerrar zonas de la capital pese a cumplir los requisitos

Solo se añadieron 4 nuevas zonas a las restricciones

Es ya un ritual semanal para todos los madrileños estar pendientes del viernes por la mañana para poder saber si el lunes siguiente podrán salir o no de su zona básica de Salud. Esta semana, y con motivo de las fiestas navideñas, esta comunicación se retrasaba al sábado, pues el viernes era el día de Navidad. 

Como es habitual, comparecían el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero; el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, y la directora general de Salud Pública, Elena Andradas. Esta última confirmaba el cierre perimetral de cuatro nuevas zonas (dos en la capital y dos en San Sebastián de los Reyes) aunque con algunas novedades, cómo que se podrá salir en Nochevieja, Año Nuevo y Reyes. 

Pero claro la realidad, es que esta cuatro no eran las únicas que ahora mismo cumplen uno de los indicadores marcados para confinarlas. Hay varios puntos de la comunidad como el centro de la capital, que se sitúa dentro de la zona básica de Cortes, que han superado la incidencia acumulada de 400 casos en los últimos 14 días, pero que no han sido confinadas. 

Y todo tiene su explicación, como dejo claro Elena Andradas en la rueda de prensa del sábado. En referencia a esta zona de Madrid que agrupa zonas como Sol, la Gran Vía o el barrio de las Letras, decía que «no se aplican medidas de restricciones por cómo se están produciendo las agrupaciones en esta zona básica». 

Concretamente, especificaba que en esta zona se detectan brotes muy específicos. Hablaba de «más de 24 agrupaciones fundamentalmente en domicilios, en convivientes y en personas jóvenes entre 20 y 29 años». Este era uno de los motivos por los que no encerrar a los 26.000 habitantes esta zona, que llegaba a los 443 casos de incidencia acumulada. 

En este sentido, Andradas seguía explicando que el hecho que no se apliquen restricciones es por qué los contagios se están produciendo «a nivel domiciliario y de colectivos». Insistía que una de las condiciones que se tienen que cumplir es que haya «una mayor transmisión a nivel comunitario, no agrupada» que justifique está prohibición de movilidad. 

Esta es la razón por la que se ha decidido no cerrar esta zona y en cambio si se ha hecho en otras que tienen una gran actividad comercial como la de General Moscardó en Tetuán, que tenía una incidencia menor de 405 según los últimos datos facilitados por el gobierno de Madrid. Y es que de seguir estrictamente solo estos datos ahora podrían estar confinadas 17 zonas básicas de toda la comunidad, 9 de ellas en Madrid Capital, y no las diez que lo estarán los próximos 7 días. 

Cómo perimetrar una de las zonas más bulliciosas de Madrid

Aunque de momento se ha producido el cierre perimetral, la realidad es que cerrar la zona básica de salud de Cortes podría ser un auténtico reto para las autoridades madrileñas. Esta engloba buena parte de la zona más comercial e histórica de la capital. Limitando en el oeste con la calle Bailén y por el este con el paseo del Prado, incluye dentro de su territorio la totalidad de la Gran Vía, que la limita al norte o la calle Preciados y sus alrededores. 

En ella también se encuentran dos de los espacios más visitados por los madrileños y por los turistas como son las plazas de Sol y de Callao o de espacios emblemáticos como el Thyssen o el Teatro Real. Una prueba del cumplimiento de estas medidas podría darse en los próximos días. Y es que la zona básica de General Moscardó que estará cerrada es otra de las grandes arterias comerciales de la capital, pues tienen dentro el Corte Inglés más grande de la ciudad además del popular Mercado de las Maravillas.