Viales con la vacuna del Covid-19

3 comunidades más anuncian nuevos confinamientos y cierre de comercio y hostelería

El aumento de casos de los últimos días ha provocado medidas más drásticas

Cataluña anunció ayer duras restricciones que comportan el cierre de todos los comercios no esenciales los fines de semana, así como el de los centros comerciales y grandes superficies todos los días hasta el 17 de enero, y el confinamiento perimetral de todos sus municipios en el mismo periodo de tiempo. Así, abrió la veda a la llegada de nuevas y duras medidas restrictivas que otras regiones ya están implementando también, como anunciaron ayer en el Consejo Interterritorial de Salud.

Extremadura, que hasta ahora había podido evitar tomar medidas tan drásticas, ha sucumbido al avance del virus y adelantó hace varios días el toque de queda en toda la región a las 22:00 horas, en línea con muchas otras comunidades autónomas. Este martes han sido la Comunidad Valenciana y La Rioja quienes han tomado la misma decisión y han implementado también nuevas medidas.

La Comunidad Valenciana confina 26 municipios y adelanta el toque de queda

El Gobierno de Ximo Puig ha anunciado una lista de restricciones que se aplicarán en la región en un nuevo intento de las autoridades valencianas de contener el avance de la pandemia, desbocado en la comunidad.

Así, la primera gran medida de la Comunidad Valenciana será confinar 26 municipios de todo su territorio porque presentan las tasas de incidencia acumulada más alta. Durante 14 días, los ciudadanos de estas localidades no podrán abandonar sus municipios salvo por causas justificadas: Borriol, Atzeneta del Maestrat, Soneja, Jérica, Alcoi, Castalla, Polop, Llíria, Massanassa, Ayura, Utiel, Sedaví, Sollana, Guadassuar, Oliva, Daimús, Canals, Benigànim, Xàtiva, Moixent, Ontinyent, Cheste, Anna, Sinarcas, Quatretonda, Bonrepòs y Mirambell.

Además, el gobierno de Ximo Puig ha decidido adelantar el toque de queda hasta las 22:00 horas y el cierre de toda la hostelería a las 17:00 horas. También estará prohibido fumar en las terrazas de los bares y restaurantes, donde las mesas podrán acoger a un máximo de cuatro personas, mientras que toda la comunidad seguirá cerrada hasta el 31 de enero, como mínimo.

Los comercios también se verán afectados con las restricciones, ya que se reduce su aforo a un máximo del 30% del permitido. Las reuniones sociales no podrán ser de más de seis personas, salvo que sean convivientes, y si se trata de celebraciones como bodas o bautizos se permitirá un máximo de diez personas en interiores y de quince en exteriores.

Extremadura cierra toda la actividad no esencial

Extremadura, por su parte, ha anunciado otra nueva remesa de restricciones que en algunos casos son completamente nuevas en la comunidad, pero los 600 casos de incidencia acumulada, la más alta de España, ha forzado al gobierno regional. 

El Consejo de Gobierno de Extremadura ha acordado una serie de restricciones que se aplicarán a todos los municipios de más de 5.000 habitantes que sobrepasen una incidencia media de 500 casos, y que hoy por hoy afecta a 16 municipios: Badajoz, Cáceres, Coria, Almendralejo, Don Benito, Azuaga, Castuera, Fuente del Maestre, Navalmoral de la Mata, Villanueva de la Serena, Calamonte, Aceuchal, Montijo, Pueblo de la Calzada, Olivenza y Villafranca de los Barros.

El consejero de Sanidad de la Junta, José María Vergeles, ha alertado que la situación «es muy complicada» y que estas restricciones se aplicarán a cualquier localidad que supere esos 500 casos de incidencia en los próximos días, aunque todavía no la hayan alcanzado hoy. 

Así, en todas esas zonas, el Gobierno cerrará durante un mínimo de siete días revisables toda la economía no esencial, por lo que quedará cerrada toda la hostelería, el comercio no esencial y el ocio. Solo seguirán abiertos los comercios de bienes de primera necesidad, como los supermercados o las farmacias. La decisión intenta parar el avance del virus, que ya ha dejado 305 personas ingresadas en toda la comunidad, de las que 70 han sido ingresadas solo en la última semana. 

La Rioja prohíbe reuniones de más de 4 personas

El gobierno de La Rioja también ha anunciado nuevas restricciones este martes, entre las que destacan la prohibición de reunirse más de cuatro personas, excepto si pertenecen al mismo grupo de convivencia, en las reuniones sociales. Además, también ha adelantado el toque de queda en la región, que se aplicará desde las 22:00 horas.

Así lo ha anunciado la portavoz del gobierno riojano, Sara Alba, en rueda de prensa, después del aumento de casos detectado en los últimos días en la región cuando los hospitales de la zona todavía tienen el 28% de sus camas de UCI ocupadas por pacientes de Covid-19 de la segunda ola. 

Además, Alba ha pedido a los ciudadanos que no se reúnan el día de Reyes, la última festividad que incluía excepciones a la movilidad y a las reuniones, y se ha anunciado que el confinamiento perimetral de la región se alarga hasta el 31 de enero. 

Las restricciones también incluyen la prohibición de toda la actividad en casas de apuesta y el cierre de las zonas comunes de los centros comerciales, mientras que los gimnasios tendrán un aforo reducido al 30%.

Estas medidas entrarán en vigor después de Reyes, el 7 de enero, y se mantendrán en vigor hasta el 31 de enero, pero no se descarta que se puedan revisar dependiendo de la evolución epidemiológica en los próximos días y semanas.