Guardia civil dando órdenes a los coches en un control de carretera

La DGT se pone seria: Las multas que te pueden caer por despistes con la mascarilla

No llevar la mascarilla en el coche junto a personas no convivientes o colgarla en el retrovisor son motivo de sanción

Es una situación de lo más común: tras horas con la mascarilla puesta, llegas al coche y te la quitas. Una situación de alivio que a partir de ahora te puede costar caro: la Dirección General de Tráfico (DGT) ha anunciado que tendrá especial vigilancia sobre esta situación, considerada como una infracción y castigada con 100 euros.

De hecho, la medida no es nueva. En España es obligatorio llevar la mascarilla en espacios privados cuando hay personas no convivientes y si no estás comiendo o bebiendo. En el coche, cuando vas con personas con las que no convives, debes llevar la mascarilla, o te expone a una multa de 100 euros.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Quedan exentos de esta medida los menos de 6 años, para los que está indicada la obligación de llevar mascarilla, ni en lugares públicos ni privados. Las personas que tengan acreditados problemas médicos incluidos en las excepciones, también se libran de llevarla.

Para el resto, es obligatorio llevar la mascarilla en los casos expuestos anteriormente. Aunque la medida está en vigor desde hace tiempo, la DGT ha anunciado que estará más pendiente del cumplimiento de esta norma para asegurar que se cumple a rajatabla. El coche es uno de esos espacios en los que la norma suele pasar por alto, al no entenderse como un lugar público.

Además, la DGT vigilará que en allí donde está establecido el límite de 4 personas en las reuniones sociales no vayan 5 personas en el coche. Este restricción, que varía en función de cada comunidad autónoma, limita también el número de personas que pueden ir dentro de un coche. Infringir la norma comporta una sanción de 100 euros. 

El depósito, siempre lleno

No acaba aquí la cosa. Si te quitas la mascarilla en el coche porque viajas solo o con miembros de tu unidad de convivencia, cuidado donde la dejas, porque colgarla en el retrovisor te podría costar 80 euros de multa. El resto de normas no han desaparecido, y es bueno tenerlas en cuenta para que no te caiga una multa en tiempos de crisis.

El Reglamento General de Circulación incluye toda una serie de situaciones que te pueden acarrear una sanción, como quedarse sin gasolina en medio de la carretera. Si eres de los que apura con el depósito en reserva, mucho cuidado, porque quedarte tirado sin combustible puede ser interpretado como conducción negligente y está penado con una multa de 200 euros.

200 euros por llevar el coche sucio

Además de las infracciones dentro del vehículo y en conducción, también puede caerte una multa por las condiciones en que lleves el vehículo. Para evitar un susto, asegúrate de que el coche lleva el parabrisas y el cristal está lo bastante limpio como para conducir sin problemas de visión. Lo contrario se considera un hecho temerario, y está castigado con 200 euros.

Conducir con la ITV caducada conlleva una multa de 500 euros, y por ir con las escobillas del parabrisas gastadas o estropeadas, o con la matrícula ilegible, pueden caerte 80 euros. Son condiciones de mantenimiento que la DGT considera importantes para la seguridad.

Multas con el coche parado

No es necesario que vayas conduciendo para que te caiga una multa de la DGT. Lavar el coche en la calle puede acarrear una multa entre 300 y 3.000 euros. Colocar un cartela anunciando la venta de un coche también se castiga, en este caso con 200 euros, al considerarse un uso indebido de la vía pública.

También se sanciona con 200 euros aparcar en las aceras, paseos o paso de peatones, así como repostar con las luces encendidas. Si dejas el coche encendido mientras pones gasolina, o está la radio puesta, te pueden caer 300 euros de multa y la retirada de tres puntos del carné de conducir.