Montaje de una imagen del volcán de la Palma con los montículos de azufre expulsados en un círculo

Una aparición en el volcán de La Palma emociona a los expertos: 'Es un cambio claro'

Cumbre Vieja sigue estable a día de hoy, con una actividad menos explosiva pero una "alta variabilidad"

El volcán de Cumbre Vieja lleva ya muchos meses escupiendo lava y poniendo en jaque a toda la isla de La Palma. Terremotos, explosiones y muchas coladas de lava se han convertido, por desgracia, en el pan de cada día para los palmeros. Científicos y población civil esperan con ansias una señal de que la pesadilla se acerca a su fin, y podría haber llegado. 

Un "cambio claro" de dinámica en el volcán de La Palma

Según las últimas informaciones de los expertos, una llamativa aparición en el cono del volcán podría indicar un "cambio claro" de tendencia. Se trata, según apuntan desde Involcan, de depósitos de azufre elemental. Una gran novedad en un volcán que lleva expulsando material magmático desde el pasado 19 de septiembre. 

Colada de lava desbordando el cono principal del volcán de La Palma
Cumbre Vieja sigue expulsando lava, aunque menos | Involcán

 

Los expertos explican que para formar azufre elemental se necesita una reacción con el ácido sulfhídrico (H2S). Esto podría estar indicando que la parte magmática del gas podría estar bajando. En definitiva, esta bajada de la componente magmática tendría como resultado un aumento de las emisiones de H2S. 

Es, como hemos dicho, un posible indicador de que alguna cosa está cambiando en  Cumbre Vieja. Ahora bien, los expertos piden mantener la calma y no lanzarse a sacar conclusiones precipitadas. "Este hecho no implica un final de la erupción", aclaran.

De todas maneras, desde el Instituto Vulcanológico de Canarias sí que reconocen que este cambio es importante. Esto se debe a que la dinámica interna del volcán está cambiando. 

 

Cumbre Vieja está estable, pero con una variabilidad "muy fuerte"

Según Carmen López, la responsable de vulcanología del Instituto Geográfico Nacional (IGN), la evolución del volcán está siendo "normal". Cumbre Vieja sigue un proceso similar al de muchos otros volcanes, estable pero con una variabilidad "muy fuerte". "No está parado, está emitiendo lava, hay un proceso de reajuste interno que hace que haya una sismicidad todavía muy intensa", ha detallado la experta.

Imagen de los vecinos de la isla de La Palma observando el avance del volcán
El volcán de la Palma está estable | GTRES

En este sentido, y respecto a los últimos temblores, López explica que están asociados a este mismo proceso. "La estabilidad no significa que el volcán esté parado, sino que tiene un comportamiento similar en estos días", ha insistido este viernes. 

No obstante, la científica sí que ha reconocido que en los últimos días se ha registrado una menor expulsión de lava. Cumbre Vieja tiene "menos intensidad", aunque sigue presentando "pulsos" [de lava].

Esto provoca que en algunas zonas haya "rebose" de tubos de lava hacia el sur y el suroeste del cono. Afortunadamente, estos nuevos tubos de lava siempre acaban discurriendo por las coladas ya existentes. 

Imagen aérea de La Palma
Vista satelital del volcán de La Palma | NASA

 

Mejora de la calidad del aire en la isla y condiciones favorables al tráfico aéreo

Al mismo tiempo, Carmen López ha destacado que continúa la mejora del aire en general en toda la isla de La Palma. Eso sí, la presencia de partículas PM10 continúan en un nivel desfavorable en la zona de Los Llanos de Aridane. Finalmente, ha explicado que el viento empuja los gases y la ceniza, que alcanza los 3.500 metros de altura, hacia el sur y el suroeste, favoreciendo las conexiones por aire. 

 

Por lo que respecta a la zona sur de la isla, López apuntó que la actividad sísmica sigue igual. La señal de tremor manifiesta un descenso y no hay, hoy por hoy, cambios en las deformaciones. Por lo que respecta a la expulsión de dióxido de azufre, este jueves alcanzó las 31.300 toneladas diarias de material expulsado.  

En todo caso, los científicos insisten en que la tasa sigue una tendencia claramente descendente a vista de satélite. No ocurre lo mismo con la emisión de dióxido de carbono, que sigue al alza en el volcán de La Palma. 

VÍDEO DEL DÍA