Un hombre mirando por la ventana en época de confinamiento

El confinamiento en casa podría llegar esta misma semana en parte de España

Andalucía ha vuelo a solicitar el aislamiento domiciliario ante el incesante aumento de contagios

El pasado sábado, 23 de enero, entraba en vigor el cierre perimetral de todas las ciudades de más de 100.000 habitantes en Andalucía. Sin embargo, el inminente aumento de casos de coronavirus en esta comunidad ha derivado en que la Junta pida el confinamiento domiciliario de la autonomía y que este sea impuesto esta misma semana. 

Ha sido Juan Martín, el vicepresidente del gobierno autonómico, el que ha manifestado la necesidad de aislar a la población andaluza en sus casas para mejorar los datos epidemiológicos. Una medida que, como muchas otras regiones, ya solicitó hace unos días y que ahora ha vuelto a demandar. 

«La fuerza de la 3ª ola está siendo devastadora. Hoy sumamos 7.070 nuevos contagios y 25 fallecidos en Andalucía. Esta semana se nos acabarán las herramientas de contención en muchas poblaciones», ha empezado explicando en su cuenta de Twitter. 

Tras estas palabras, Juan Martín ha instado al ministro de Sanidad a reconsiderar la imposición de un nuevo confinamiento para tratar de controlar el virus. «Salvador Illa debe reconsiderar la petición de las comunidades autónomas y permitir el confinamiento». 

Más de 7.000 nuevos contagios y más de 4.000 personas hospitalizadas

Tal y como ha dicho el portavoz de la Junta en sus redes sociales, Andalucía ha sumado este domingo, 24 de enero, 7.070 nuevos casos de coronavirus, un elevado número de infecciones que supera los 7.000 infectados por cuarto día consecutivo. Además, también se han notificado 25 fallecimientos por coronavirus

Las provincias con peores datos son Málaga y Sevilla, con 1.614 y 1.262 contagios respectivamente. Le siguen Cádiz, con 980; Almería, con 830; Granada, con 713; Huelva, con 479; y Jaén, con 362. 

De la misma forma, Andalucía lleva dos jornadas seguidas superando su récord de presión hospitalaria. La comunidad tiene 3.613 personas hospitalizadas por coronavirus en planta.

El número más alto desde el inicio de la pandemia, con 905 hospitalizaciones más que en el máximo de la primera ola, en marzo, cuando hubo 2.708 y 135 más que en el de la segunda ola, en noviembre, cuando hubo 3.478. 

La situación en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) también es crítica con 517 pacientes ingresados por coronavirus. Solo 11 más que en el pico de la segunda ola cuando el número de hospitalizados se situó en 528 y 78 más que en la cima de la primera ola cuando se llegó a los 439. 

Andalucía activará el plan 7.000

Unas elevadas cifras que han obligado a activar el plan 4.500 y que ya puesto en alerta a la Junta para poner en marcha el 7.000, que será activado el próximo martes 26 de enero. Una estrategia que consiste en asegurar ese número de camas para atender en caso de que sea necesario ante el inminente crecimiento de los contagios. 

Ha sido Elías Bendodo, el consejero de la Presidencia, Administración Pública e Interior de Andalucía, el que ha adelantado esta información en una entrevista con Cadena Ser.

El portavoz de la Junta ha mostrado su preocupación ante el incremento «explosivo» de los contagios que ha llevado a la autonomía a registrar «las peores cifras de toda la pandemia». 

Asimismo, Elías ha alertado que la «presión hospitalaria irá a más» y que este ha sido el principal desencadenante para activar el nuevo plan hospitalario que pretende garantizar la cobertura de hasta 7.000 ingresos por coronavirus.

Pese al inminente crecimiento de pacientes ingresados por Covid, el político ha destacado que Andalucía «está trabajando para que el sistema sanitario siga resistiendo como lo está haciendo». 

Sin embargo, también ha reconocido que «las costuras del sistema sanitario están tensas, aunque todavía hay mucha capacidad, aguante y margen de maniobra».