Rosa Palau y Jordi Hurtado en un photocall plano americano

Rosa Palau, la desconocida mujer del presentador Jordi Hurtado

Te contamos quién es la mujer del mítico presentador de 'Saber y ganar': Su nombre es Rosa Palau y la pareja lleva junta muchos años

Jordi Hurtado  es uno de los presentadores más icónicos de nuestro país. El periodista catalán lleva 23 años al frente del programa 'Saber y Ganar', habiéndose convertido, desde hace tiempo, en uno de los rostros televisivos más queridos en España.

De hecho, es bien conocida por todos la broma de que Jordi Hurtado es inmortal.  Tras llevar tanto tiempo presentando el mismo programa sin apenas haber cambiado su aspecto físico, ese aspecto sobre el presentador se ha convertido ya en uno de los grandes 'chistes' de la televisión española.

Es justamente por eso por lo que muchos se preguntan qué edad tiene el periodista, y es que en él, el paso de los años apenas se ha notado. Pues bien, Jordi Hurtado tiene 63 años de edad.

A pesar de su larga trayectoria y su enorme repercusión pública, el presentador es muy reservado en cuanto a su vida privada. De hecho no cuenta con redes sociales verificadas, y apenas se sabe nada de esa parte de su vida más personal.

Rosa Palau, la mujer de Jordi Hurtado desde hace más de 20 años

Algo que sí se sabe es quién es la mujer de Jordi Hurtado, Rosa Palau. Ella es la persona que lleva años a su lado, tanto de forma personal como profesional. Además de ser su pareja, también ha sido una manager brillante que le ha ayudado a consolidarse en La 2. 

Hay que destacar también que, Rosa Palau y Jordi Hurtado crearon en el año 1993 la empresa Misola Produccions, que se dedica a realizar actividades auxiliares de las artes escénicas.

Pero más allá de su actividad profesional al lado de Jordi Hurtado, Rosa Palau es una gran ejecutiva en el mundo de los negocios.

La catalana trabaja en una prestigiosa firma española que se dedica a la producción y venta de productos de fibra de vidrio. Rosa Palau ha tenido una impresionante trayectoria de más de dos décadas en la empresa Nioglás, en la que comenzó a trabajar en septiembre de 1994.

Tras 25 años en la compañía y después de demostrar su enorme valía, la mujer se ha convertido en la actual directora comercial de la destacada empresa.

El presentador Jordi Hurtado y Rosa Palau en Formentera en verano de 2017
Rosa Palau y Jordi Hurtado forman una pareja de las más estables desde hace años | GTRES

Jordi Hurtado y Rosa Palau, un matrimonio unido y con tres hijos

Aunque la ejecutiva catalana siempre se ha mantenido en segundo plano, han sido muchas las veces que ha aparecido en los discursos de agradecimiento de su marido cuando ha ganado algún premio.

También la hemos podido ver muchas veces acompañándolo a eventos públicos y actos promocionales, en los que Rosa Palau siempre se muestra cariñosa y sonriente.

Jordi Hurtado y su mujer están casados desde hace muchos años y, después de tanto tiempo, han tenido tres hijos: Mireia, Laia y Jordi. 

Pese a que no sabe mucho sobre ellos y no se les ha visto nunca en público, hay algunos datos que sí que se conocen sobre los hijos de Jordi Hurtado y Rosa Palau.

Se sabe, por ejemplo, que Laia es licenciada en Biología y tiene un máster en Desarrollo e Innovación de productos de alimentación, gracias a información que recoge el medio ‘Vanity Fair’. Además, llevaría trabajando desde 2018 como asistente de vinificación en una empresa de California, en Estados Unidos.

Jordi sería el que habría seguido los pasos de su padre, pues trabaja también en el ámbito de la televisión, como él, aunque no se ha confirmado exactamente dónde.

Tampoco se sabe si alguno de sus hijos vive aún con ellos, aunque ya son todos bastante mayores y con vidas independientes. La familia vive en una finca de 621 metros cuadrados, en los que se ha construido 472 metros para dejar espacio para un buen jardín y una piscina.

La casa está situada en la montaña de Collserola, cerca del centro de Barcelona pero en plena naturaleza, un punto estratégico para estar conectados a la vida de la ciudad estando lo suficientemente alejados para vivir en la tranquilidad de las afueras.