Raquel Meroño, ganadora de la última edición de 'MasterChef Celebrity'

Raquel Meroño gana 'Masterchef' tras perder negocio y marido

La madrileña se ha hecho con el premio del 'talent show' de TVE

Raquel Meroño se ha convertido en la flamante ganadora de ‘MasterChef Celebrity’. Su menú asiático dejaba con la boca abierta a los miembros del jurado, que han visto como la empresaria, que entró al programa sin saber hacer ni un huevo frito, se ha hecho con los 75.000 euros del premio, que destinará a la ONG Mensajeros de la Paz.

La madrileña competía en la gran final de la quinta edición de este ‘talent show’ culinario de RTVE con la soprano Ainhoa Arteta, el actor y humorista Florentino Fernández, el diseñador de moda Josie y el actor y modelo Nicolás Coronado.

Su sashimi de atún con gelatina de tomate, el solomillo de cerdo ibérico con toques asiáticos y su volcán de mango con crema de cacahuetes conquistaron al jurado. La madrileña supo trasladar su pasión por lo asiático a sus platos. Y es que tiene auténtica devoción por la isla indonesia de Bali, un lugar que le ha marcado profundamente desde que lo visitó por primera vez.

Una etapa complicada

emoji regaloGRAN SORTEO ESPAÑA DIARIO: ¡Gana un vale de 100€ para gastar en Zara y todas las tiendas Inditex (Stradivarius, Pull&Bear, Bershka,...)! ¿A qué esperas? ¡Participa ya al sorteo, es gratis! PINCHA AQUÍ y apúntate. ¡Es muy fácil!

Lo cierto es que la alegría de salir vencedora del concurso culinario a Raquel Meroño le ha servido para remontar su larga temporada de mala racha tanto en el ámbito de lo laboral y como en lo sentimental.

En 2018 uno de sus negocios sufrió grandes destrozos por culpa del temporal. El ‘Carbones 13’, un chiringuito situado en Tarifa, era engullido casi por completo por mar, dejando solo unos tablones, mientras se estaba preparando ya para la Semana Santa. Esto supuso un gran disgusto para Raquel Meroño que había depositado mucho tiempo y esfuerzo en él. Y es que el local ya había tenido que hacer frente a la levantera más grande de los últimos 75 años previamente.

Justo en el mismo año, la madrileña se separaba de Santi Carbones, con quien se casó después de varios años juntos en 2011 por el rito balinés.

El desgaste propio de la convivencia fue el motivo que les llevó a tomar la drástica decisión de separar sus caminos, aunque prometieron ser una familia unida siempre por el bien de sus dos hijas, Daniela y Martina.

Dicho y hecho. La ex pareja continúa llevándose estupendamente. Prueba de ello es que Santi Carbones visitaba a los concursantes en una de sus pruebas de exteriores de ‘MasterChef Celebrity’. Durante su visita, el empresario incluso se atrevió a dedicarle unas palabras a su ex pareja mientras hablaba con los jueces. Entre risas quiso agradecer al programa que hubiese conseguido que «Raquel entre a la cocina y no solo a por un vaso de agua», algo de lo que tanto él como sus hijas están orgullosos. Y es que la madrileña solía tirar mucho de microondas antes del concurso.

Su nexo de unión para siempre

Las mellizas, que cumplirán 14 años próximamente, son la devoción de su madre. Con ellas ha recuperado su afición por el baile. «Me he vuelto a enganchar con la Raquel que perdí de vista un cierto tiempo atrás. Cuando conectas con una parte de tique estaba adormecida, afloran de nuevo tus pasiones», comenta la madrileña a la revista ‘Elle’.

Las tres juntas se han convertido en auténticas estrellas de las redes sociales. Sus bailes y actuaciones han gustado mucho a los seguidores de Raquel Meroño.

Pero no sólo eso. Daniela Martina y su madre comparten otras aficiones. Desde que Raquel Meroño aterrizase en ‘MasterChef Celebrity’ este trío de mujer disfruta compartiendo momentos en la cocina. Los postres son sus preferidos, sobre todo ahora que se acerca la Navidad. No obstante, lo que más le gusta de todo esto a la empresaria madrileña es poder disfrutar de ello junto a sus hijas.