Tomás Gimeno y sus hijas Anna y Olivia

La transferencia de Tomás, el padre de las niñas desaparecidas, aclara el caso

Este nuevo indicio puede ayudar a resolver la desaparición de sus hijas

Aunque la Guardia Civil sigue trabajando sin descanso, todavía no hay un indicio definitivo que haga descartar cualquier hipótesis en el caso de la desaparición de Tomás Gimeno y sus hijas Anna y Olivia, de 1 y 6 años. Si bien es cierto que en las últimas horas se han ido dando algunos avances que al menos podrían apuntar ir en la línea de que él si estaría vivo, aunque se desconoce que habría pasado con las pequeñas. 

A una posible pistas sobre que su teléfono haya estado activo en las últimas horas, se une ahora otra que podría demostrar definitivamente que en ningún momento su intención fue acabar con su propia vida. En las últimas horas se habría confirmado que horas antes de que Tomás Gimeno no entregará a sus dos hijas a Beatriz, la madre, y que se le perdiera la pista a los tres en la isla de Tenerife, habría hecho un importante movimiento de dinero. 

Concretamente, se habría confirmado que Tomás habría hecho una transferencia de 55.000 euros desde una cuenta bancaria a otra, que en principio estaría a su nombre, justo el día antes a su desaparición, según recogía este lunes 'Diario de Avisos'. 

emoji regaloGRAN SORTEO ESPAÑA DIARIO: ¡Gana un vale de 100€ para gastar en Zara y todas las tiendas Inditex (Stradivarius, Pull&Bear, Bershka,...)! ¿A qué esperas? ¡Participa ya al sorteo, es gratis! PINCHA AQUÍ y apúntate. ¡Es muy fácil!

Esta información daría veracidad a algunos de los rumores aparecidos durante los últimos días que ya afirmaban que habría sacado una gran cantidad de dinero antes de desaparecer. Se llegó a hablar de hasta 70.000 euros, pero esta cantidad no habría sido confirmada. 

Lo que si sería seguro, según explica el medio citado, es que la Guardia Civil ha certificado el movimiento de 55.000 euros entre dos cuentas, aunque en principio se desconoce si ha sacado algo de este dinero en efectivo. Fuentes de la investigación habrían detallado que durante este lunes la entidad financiera está tratando de verificar si tras la transferencia se hizo una extracción de efectivo. 

Coge fuerza la posibilidad de que Tomás haya abandonado el país

Tras detectarse este movimiento de dinero, la gran pregunta que surge es con que motivo lo habría hecho si su intención hubiera sido la de quitarse la vida. Es por eso que esta nueva pista no hace otra cosa que reforzar la teoría de que Tomás Gimeno ya no se encontraría en las Islas Canarias, es más que ni siquiera estaría en territorio español. Una de las posibilidades que se ha venido barajando es que dejara la barca de recreo encontrada y se marchará en otra embarcación, quizá un velero, todavía a un destino desconocido y no se sabe si acompañado. 

Y decimos, desgraciadamente, este último punto porque los investigadores han vuelto a trabajar intensamente en la casa que Tomás Gimeno tenía en la localidad tinerfeña de Candelaria. Ha sido un registro que ha cogido por sorpresa a los medios, pues en principio los primeros días no se había hecho mucho hincapié en que la vivienda pudiera ayudar a resolver el caso. 

Esta mañana, pero, se ha podido ver mucho movimiento de muchos agentes, principalmente de la UCO, que han estado trabajando en el lugar en busca de pistas que puedan llevar a esclarecer el caso. Y viendo que hay indicios para creer que Tomás podría haber huido al extranjero, rápidamente se han disparado varias informaciones que apuntaban a la posibilidad de que en esa propiedad haya podido acabar con la vida de sus dos hijas, antes de hacer desaparecer sus cuerpos. 

Sobre esta hipótesis, hasta el momento no ha habido ningún posicionamiento oficial, una vez decretado el secreto de la causa. Hay que recordar que los indicios que podrían poner en lo peor a los investigadores son el hallazgo de restos de sangre en la embarcación encontrada a la deriva, pero que todavía no se ha podido determinar a quién pertenece.