Britney Spears con el pelo rubio en un photocall

Victoria judicial de Britney Spears: su padre no consigue lo que ansiaba

La cantante ha dado un paso importante para deshacerse de la tutela legal de su progenitor

Britney Spears ha dado un paso al frente hacia su libertad tras ganar la primera batalla judicial a su padre, Jamie Spears, que ansiaba ser el único en ejercer la tutela legal y financiera sobre la intérprete y su fortuna.

Desde la emisión del documental 'Framing Britney Spears' de 'The New York Time', que repasa el ascenso y la caída de la artista poniendo en el punto de mira la abusiva y controladora figura de su padre, la cantante ha conseguido el apoyo masivo de las redes sociales y la comunidad artística.

Bajo el lema #FreeBritney (Libertad para Britney), miles de seguidores luchan junto a la intérprete de 'Ups! I did it again' para que pueda llevar las riendas de su vida y, como ella misma ha declarado, «ser una persona normal».

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

El padre de Britney Spears pierde la primera batalla judicial contra su hija

A sus 39 años de edad y después de una prolífera carrera artística, Britney Spears está librando una intensa batalla legal con su progenitor para acabar con la tutela por la que este supervisa todos los aspectos de la vida pública y financiera de su hija.

Este control y vigilancia sobre su vida ha hecho que Britney Spears no quiera volver a subirse a un escenario hasta librarse de la tutela de su padre.

En el 2018, cuando se cumplían diez años de esta supervisión paternal, la artista tomó la determinación de suspender todas sus actuaciones hasta conseguir su objetivo: ser dueña de su vida y de su dinero.

Ahora, parece ser que Britney Spears está un paso más cerca de conseguir esa ansiedad libertad. Aunque todavía el juez no ha resuelto completamente a su favor, la primera batalla en los tribunales ha acabado con el padre del cantante, Jamie Spears, derrotado y alejado de sus pretensiones iniciales.

La justicia rechaza la idea de Jamie Spears de ejercer como único tutor legal de su hija

En la primera vista, la Corte Superior de Los Ángeles ha rechazado las pretensiones del progenitor de la artista, que había solicitado ser el único que ejerza la tutela legal sobre la intérprete.

Tras esta sentencia judicial, Jamie Spears continuará siendo el tutor legal de su hija, pero tendrá que consultar todas sus decisiones referentes a las finanzas con el fondo privado Bessemer Trust, una firma de asesoría de inversiones y gestión patrimonial elegida por la intérprete para gestionar sus bienes.

Esta elección de Britney Spears para gestionar su fortuna ya tuvo que ser autorizada por la justicia en el pasado. En noviembre del 2020, la jueza Brenda Penny accedió a nombrar a Bessemer como conservadora del patrimonio de la artista junto con Jamie Spears. 

La decisión fue rebatida por el padre con el argumento de que reducía su poder sobre los bienes de su hija, llegando a recurrir con objeciones que a, día de hoy, la justicia americana ya ha desestimado.

La guerra aún no está ganada, pero esta última victoria judicial supone un paso muy importante en la libertad de Britney Spears.

«No es ningún secreto que mi cliente no quiere a su padre como cotutor, pero reconocemos que es un tema aparte», indicó el abogado de la cantante, Samuel Ingham, ante esta última resolución que les beneficia, pero que no satisface la petición principal de Britney Spears.

En cualquier caso, durante las próximas sesiones judiciales que se celebrarán el 17 de marzo y el 27 de abril, la princesa del pop seguirá luchando junto a sus abogados para convencer al juez de que retire la tutela de Jamie Spears, con quién la cantante no quiere tener ningún vínculo después de todo lo ocurrido.