Tamara Falcó por la calle con la mascarilla puesta

Tamara Falcó estalla tras las críticas recibidas por su viaje a Alicante

La hija de Isabel Preysler se desplazó hasta la Comunidad Valenciana para asistir a un retiro saludable de lujo

Tamara Falcó despidió el pasado año inmersa en la polémica debido a su comportamiento irresponsable ante el coronavirus.

La hija de Isabel Preysler ha sido pillada en varias ocasiones incumplimiento las restricciones sanitarias impuestas por la Comunidad de Madrid y el Gobierno central para frenar la expansión del virus.

Tamara Falcó, cuestionada por su reiterado incumplimiento de las normas sanitarias

En compañía de su novio Íñigo Onieva, Tamara Falcó ha sido vista incumpliendo el toque de queda y, especialmente, las restricciones perimetrales que intentan limitar la movilidad.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

Esta actitud ha despertado las críticas de millones de usuarios y también medios de comunicación que arremeten contra la marquesa de Griñón por dar mal ejemplo a la ciudadanía.

Incluso, la colaboradora de 'El Hormiguero' tuvo que salir al paso de las críticas y dar explicaciones cuando fue preguntada al respecto por Pablo Motos. En pleno directo, Tamara Falcó justificó su viaje a Málaga durante el pasado puente de la Constitución alegando motivos de trabajo.

«Yo vengo a la tele, que es mi trabajo. Pues también tengo otro trabajo que son las redes sociales. Hay dos empresas que me han contratado para sacarme varias fotografías por lo que tengo un salvoconducto. Las salidas están más que justificadas», había zanjado Tamara Falcó.

Además, en aquella ocasión, la socialité dejó claro que cuando se saltó la restricción para ir a casa de su novio, ubicada en el confinado barrio de La Moraleja, si pidió perdón públicamente.

Tamara Falcó, bajo la polémica por ir a un spa en la Comunidad Valenciana

Sin embargo, parece ser que la hija de Isabel Preysler no ha aprendido la lección y ha vuelto a protagonizar un nuevo incumplimiento de las restricciones sanitarias, al desplazarse hasta la Comunidad Valenciana para realizar un retiro saludable de lujo.

Con la llegada del 2021, Tamara Falcó había manifestado su intención de iniciar nuevos hábitos saludables que mejoren su calidad de vida.

Un propósito de año nuevo que la colaboradora de Atresmedia ha cumplido con su estancia en SHA Wellness, un retiro saludable de lujo ubicado en Alicante que trabaja con innovaciones médicas, terapias naturales y alimentación saludable.

A lo largo de su estancia en el centro de bienestar, la marquesa publicó varias fotografías sobre su retiro en Alicante, dejando en evidencia que se trata de una publicidad pagada por parte del centro.

«Ya de camino de vuelta tras unos días maravillosos donde he conseguido resetearme para este 2021 a través de la nutrición, tratamientos, espiritualidad y ejercicio. Gracias a la familia Bataller por acogerme y a todo el equipo @shawellness! Me voy con mucho aprendizaje y hábitos saludables para integrar en mi día a día», explicaba Tamara Falcó en su cuenta de Instagram.

A pesar de que el viaje está justificado por motivos laborales, las publicaciones de Tamara Falcó no han gustado nada a sus seguidores.

Tamara Falcó estalla ante las críticas por su estancia en un centro saludable de lujo

El viaje de Tamara Falcó en plena tercera ola del coronavirus podría pasarle factura a la colaboradora y a la propia empresa que patrocina, dado que muchos usuarios consideran que no es el momento oportuno para este tipo de viajes.

Algunos de los comentarios más destacados de esta publicación fueron:

  • «En la Comunidad Valenciana no se puede entrar ni salir, a mí me caes genial pero te estás saltando todo el confinamiento».
  • «Hay que tener en cuenta que hay gente sin poder ver a su familia, sin asistir a entierros ni a las fiestas de Navidad… Es un placer seguirte, pero en este caso debes cuidar los detalles».
  • «Qué fuerte me parece y la gente sin poder entrar a la Comunidad Valenciana a ver a sus familias y ella a resetearse. Alucinante».

Ante el aluvión de mensajes y críticas, Tamara Falcó ha estallado a través de una nueva publicación en redes sociales, donde explica el motivo de su viaje y aclara que no ha incumplido ninguna norma sanitaria.

«He leído muchos de vuestros comentarios (positivos y negativos) y quería hacer una aclaración acerca de mi viaje a Sha Wellness. SHA no es un hotel, es una clínica de medicina preventiva y bienestar donde se puede ir para hacer tratamientos innovadores de salud», advertía la marquesa en Instagram.

«Por este motivo, SHA tiene un permiso especial por la Comunidad Valenciana, para recibir a sus huéspedes, y les proporciona un certificado médico para poder acceder al centro. Además, todos los huéspedes realizan un test de antígenos a su llegada y antes de irse. Por esa razón, viajé a la Comunidad Valenciana con el permiso correspondiente», zanjaba la hija de Isabel Preysler.