Primer plano de Kiko Hernández llorando en plató

Kiko Hernández desvela su estrategia para salvar Sálvame

Kiko Hernández está en el punto de mira

Una auténtica guerra se ha desatado en Sálvame, y más teniendo en cuenta la desesperación de los colaboradores por destacar y levantar audiencias.

Así, cada uno intenta llamar la atención a su manera, y parece que Kiko Hernández ha decidido hacerlo convirtiéndose en el malo de la película.

Hace poco, el tertuliano acusaba a su gran amiga Carmen Borrego de haberle "puesto a parir por detrás" tras el encontronazo que protagonizaba con Lydia Lozano.

Kiko Hernández y Lydia Lozano abrazados en plató
Kiko Hernández y Lydia Lozano gozan de una estupenda amistad delante y detrás de las cámaras | Redes Sociales

Hernández se pasaba de la raya sacando a relucir que su compañera le había confesado que le daba pereza ir al funeral de Jesús Mariñas.

Eso, mientras delante de las cámaras Lydia aseguraba que le quería mucho y que no podía faltar a la hora de darle el último adiós.

Unas palabras que, en opinión de Kiko, resultaban falsas. "Muy bonitas las palabras que has dicho, me han gustado mucho, pero aquí dijiste que te daba mucha pereza ir al funeral", le echaba en cara el colaborador.

Kiko Hernández en un directo de 'Sálvame'
Kiko Hernández, acusado de vender a sus compañeros para generar polémica | Telecinco

Lo que provocaba un auténtico caos en plató, ya que Lydia terminaba sintiéndose atacada. "Cada día que paso aquí es que os veo más alejados, tratáis como una mierda. Es como lo cuentas. ¿Es necesario contarlo?", decía rompiendo a llorar.

'Es necesario porque en la nómina también va esto desde hace 13 años. Tú ayer te acercas al director y le dices 'qué pereza me da'. Yo si voy a un sitio no me escucharás decir que qué aburrimiento", replicaba Hernández impasible.

Momento del altercado en Sálvame tras el cara a cara de Belén Esteban y Paz Padilla
Kiko está dispuesto a todo por levantar la audiencia de 'Sálvame' | Mediaset

Acostumbrado a no morderse la lengua, Kiko también la tomaba con el resto de sus compañeras. "Me pusiste a parir con  Carmen Alcayde cuando yo fui detrás de Lydia", le reclamaba el tertuliano a Carmen Borrego.

"Yo no te he criticado con Carmen Alcayde", se defendía ella. Aunque reconocía que "no le había gustado nada la actitud que tuvo con  Lydia Lozano".

Kiko Hernández, el 'malo de la película' en Sálvame

Hernández, negándose a ceder insistía en que "la maldad es el comentario que hizo Lydia Lozano sobre Jesús Mariñas  en su funeral".

"La maldad es contarlo como lo contaste tú, yo ayer te puse verde desde mi casa", arremetía contra él Gema López.

Puede que esta actitud del tertuliano cabrease a sus compañeras de programa, pero sirvió para mantener enganchados a los espectadores, que incluso llegaban a pedir su despido.

Imagen de Kiko Hernández en su vuelta a Sálvame el 26 de de octubre de 2021
Kiko Hernández recibe apoyo de los espectadores, pero también críticas | Telecinco

Lo que se tradujo en éxito de audiencia con 1.260.000 espectadores pendientes del televisor. 

La propia María Patiño comenzaba el programa asegurando que "la maldad funciona". "Ayer subisteis a un 12% eh", informaba la presentadora. 

"Se trata de eso, es que si no no estaríamos aquí. Tú estarías en tu casa y yo en la mía. Se trata de hacer un programa de televisión pese a que hay gente que no lo entiende como mi amiga Carmen Alcayde que habla de 'mundo perfecto'", comentaba orgulloso Hernández.

"Sabes qué pasa, que llevamos 13 años haciendo lo mismo", trataba de justificarse. "Me da igual lo que te guste a ti. A mi me importa lo que le guste al público y ayer batimos récord en el Limón", sentenciaba. 

▶️ El sueldo de los presentadores de TV más famosos de España

"A lo mejor si no tuviéramos ese punto de maldad llevaríamos ocho años en nuestras casas comiéndonos los mocos", proseguía. "Pues por eso, tiene que haber un malo y te toca a ti, así que ya está", coincidían el resto de colaboradores.

Esta no es la primera vez que Kiko recibe críticas por ese tipo de comportamientos. "Es indignante que dejen a este señor humillar a quien le salga de las narices", comentaban en redes. "Kiko Hernández necesita apagar para brillar", le acusaban.