Enrique Ponce paseando de la mano de Ana Soria con las mascarillas puestas

La hija mayor de Paloma Cuevas, el obstáculo entre Ana Soria y Enrique Ponce

Según revela la periodista Isabel González, el torero estaría teniendo problemas para que su hija mayor acepte a Ana Soria

La relación ‘bomba’ de este año, el romance protagonizado por Enrique Ponce y Ana Soria, podría tener un punto débil que estaría provocando un cisma en una pareja que exteriormente parece idílica y de cuento de hadas. A las informaciones publicadas recientemente que apuntarían que Enrique Ponce estaría pensando en volver con Paloma Cuevas, se unen ahora unas revelaciones que indican que la hija mayor del matrimonio, no se llevaría nada bien con Ana Soria.

Y es que cuando una pareja inicia un romance y uno de los dos tiene hijos, está claro que estos tienen que aceptar a la nueva pareja, si no se vuelve todo muy complicado y al final el conflicto con los hijos acaba afectando también a la nueva relación, que tienen que acabar haciendo planes sin los hijos, cosa que repercute negativamente a la estabilidad de la pareja.

La hija mayor del torero, un escollo para Ana Soria

Así lo destapaba hoy Isabel González en la crónica rosa del programa de radio ‘Es la mañana de Federico’: «La hija mayor es el escollo principal de Ana Soria, según nos ha llegado. ¿Os acordáis que se fue a un tentadero con la pequeña y la mayor no? Enrique está teniendo problemas con ella. Y lo que nos contaban es que ayer Ana Soria, cuando se entera de esta historia, se enfada, hace a Enrique rectificar como ellos saben hacerlo, con una foto con el perro y la mano de ella en Instagram. Pero él se ha dado cuenta de que ha cometido un error bombardeando el matrimonio», ha revelado.

Además, la periodista Beatriz Cortázar aportaba información muy reveladora de cómo es el entorno de Ana Soria«Me han hablado y me insisten en que la persona que es la que más impone allí no es Ana Soria ni Enrique, ni tan siguiera el padrino Baltasar Garzón, sino la mamá. La madre de Ana Soria. El padre, me comentan, es una persona encantadora y agradable. Muy taurino. Afable. Él estuvo casado en primeras nupcias y se casó en segundas, y tiene hijos de su primer matrimonio y Ana es del segundo. Quien tiene más personalidad y carácter es la mujer. Ana es más del carácter del padre, pero tiene mucha influencia de su madre», dijo en esRadio.

La pareja amplia la familia

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

A todo esto, la pareja formada por Enrique Ponce y Ana Soria ha decidido responder a tales informaciones a su propia manera, publicando una tierna imagen en Instagram en la que muestran su nueva mascota: un perrito, con las manos entrelazadas de la pajrea demostrando su amor.

En el interior de un coche, la mano derecha de Enrique Ponce sobre la de Ana Soria, que tiene en el regazo a su perro.
Esta es la foto que Enrique Ponce ha usado para acallar rumores | Instagram

Sí, la pareja ha decidido estrechar lazos aún más y dar un paso más allá en su relación, estableciendo un compromiso como pareja con la adquisición de un cachorro muy mono. Lo presentaban recientemente en redes sociales bajo el nombre de Ney, colgando una imagen del perrito en cuestión con unas palabras que decían: ‘Bienvenido Ney’.

El torero sigue sin firmar el divorcio

El divorcio entre Enrique Ponce y Paloma parecía que se iba a resolver de forma rápida y sin escollos, pero tras muchas semanas con los papeles preparados, se ha descubierto que el torero no estaría dispuesto a firmar aún los papeles del divorcio. Pero por lo que se ha descubierto, no sería por un tema sentimental, sino más bien económico.

Fue Beatriz Cortázar quien, también en ‘La mañana de Federico’, desvelaba recientemente que el motivo de la negativa de Enrique Ponce a firmar los papeles se debería a que «quiere renegociar puntos que él no quiere», algo que no hace referencia a la custodia de sus hijas, con la que han llegado al acuerdo de que la tenga la madre.