Emma García

Emma García comunica a sus jefes que el despido será inminente

Emma García ha perdido la paciencia en pleno directo

La actitud de Ana María Aldón empieza a molestar a sus compañeros deViva la vida

A pesar de que la diseñadora se ha despachado a gusto en numerosas entrevistas, cuando llega a plató decide guardar silencio.

Algo que no le hace ninguna gracia ni a Emma García ni al resto de colaboradores, que consideran que la mujer de Ortega Cano les está tomando el pelo.

Emma García en 'Viva la Vida'
Emma García ha explotado contra Ana María Aldón | Telecinco

Una situación que ha puesto al límite a la presentadora, que a pesar de que intentaba defender a Aldón, se ha topado con una nueva falta de respeto por su parte.

"Ana María, que te estoy hablando, ¡coño! Joder...", explotaba Emma muy nerviosa después de que la diseñadora la interrumpiese.

Una reacción que no ha pasado desapercibida para los seguidores del programa. "Emma García es consciente de que Ana María (la diva) se está riendo del programa y le sale de vez en cuando la mala baba que no puede ocultar eternamente". 

Ana María Aldón
Ana María Aldón, en el punto de mira de sus compañeros | Telecinco

También el resto de compañeros, como José Antonio Avilés le reprochaban a Ana María su actitud. "Nos estás tomando el pelo".

Y es que el colaborador tiene una idea muy clara de cuál es la estrategia de la mujer de Ortega Cano.

"Tengo una teoría y a lo mejor la veis descabellada. Yo creo que esto se llama 'Ortega y Aldón S.L.'. Hay una serie de problemas que no queréis verbalizar, que son otros".

"Estas necesidades hay que sufragarlas de alguna forma y por eso habéis entrado en una guerra familiar", sentenciaba con dureza. 

"¿Tú puedes probar que yo tengo esos problemas?", le increpaba en ese momento Aldón. 

"Yo no sé cuáles son las finanzas de mi marido porque no hay una economía familiar, él tiene la suya y yo la mía. Y si yo no la sé, no las vas a saber tú".

▶️ La casa abandonada que hace llorar al nieto de Rocío Jurado

Emma García pone orden en Viva la vida

"Habría informaciones con documentos para probarlo", insistía Avilés. Mientras que Terelu Campos también acusaba a su compañera de ser "tibia" en sus contestaciones:

"No puedes ser tibia. Gloria Camila ha dicho lo que le ha dado la gana y está en su derecho", le decía.

"Me quedo sorprendida porque hemos estado escuchando esta semana los 'zascas' de Gloria Camila a Ana María, cuando ella solo planteó aquí de manera natural y sin guión que necesitaba compartir y divertirse con su pareja. Ver a José animado. Ahora resulta que es Ana María la que ha iniciado la guerra", comentaba al respecto.

Foto de José Ortega Cano y Ana María Aldón discutiendo en 'El Rocío'
Foto de José Ortega Cano y Ana María Aldón discutiendo en 'El Rocío' | GTRES

"Hasta ahora ella contestaba en su programa y tú en el tuyo. No creo que sea tan grave que Gloria haya dicho que tus diseños son para señoras mayores". 

"En vez de coger el teléfono, te plantas en una entrevista y la señalas públicamente, abriendo la veda y tocando a la persona que es el ojo derecho de tu marido", le reprochaba a Aldón.

Y a Ana María no le quedaba de otra que defenderse. "Te lo voy a volver a decir. Cuando yo doy la entrevista, es el viernes por la mañana. Yo no sabía lo que había dicho Gloria la noche anterior. No te enteras", saltaba molesta.

Plano general del plató del programa 'Viva la Vida'
Los colaboradores de 'Viva la vida' ya no confían en Ana María Aldón | Mediaset

"Me siento el viernes y ella habla el jueves por la noche. No es que ella hable y yo gestione la entrevista".

"Es que, a mí, tomarme por tonta...", añadía  Isabel Rábago. "Me parece una tomadura de pelo. Te lo planteo, ¿por qué no levantas el teléfono para avisar a Gloria? A mí me queda claro, es porque no tenéis relación", increpaba a la diseñadora.

Todo el conflicto comenzaba a raíz de la semana pasada, cuando la mujer de Ortega Cano conectaba en directo con Viva la vida y evitaba responder a lo que se le decía desde plató, una actitud afeada por la mayoría de los allí presentes, que entendieron que estaba evitando contestar.