Imagen de archivo de las manos de un enfermero administrando un medicamento

Un sanitario manda a la basura 570 vacunas anticovid «intencionadamente»

El hospital ha despedido al trabajador y ha expresado su decepción públicamente

Quedan tan solo horas para poner fin a este año 2020, marcado por la pandemia del coronavirus, que ha sacudido al mundo entero. El duro golpe deja, víctimas, tristeza y mucho desconcierto atrás, pero también mucho aprendizaje. 

De la Covid hemos aprendido a valorar aún más lo que de verdad importa, a cuidarnos y cuidar a los demás. Y ahora, ya divisando el nuevo 2021, tenemos además dosis de optimismo en forma de vacuna. La vacunación se presenta como la única forma de frenar el virus, aunque hará falta paciencia, dado que, como recuerdan los expertos, será un proceso lento, por lo que este 2021 deberemos seguir viviendo con precaución y respetando las medidas de seguridad estipuladas.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

La vacuna contra el coronavirus, por tanto, es la estrella de este nuevo año que estrenaremos esta noche a las 00.00 horas. Aunque, según parece, no todos le dan la misma importancia. Un sanitario ha sido despedido por echar a perder 570 dosis del fármaco. 

«Estamos más que decepcionados por el hecho de que las acciones de un individuo hayan provocado que más de 500 personas reciban con retraso su vacuna», ha declarado el hospital Advocate Aurora de Grafton, en Wisconsin (Estados Unidos). El centro hospitalario ha denunciado los hechos en un comunicado oficial.

Todo empezó cuando algunos profesionales del hospital estadounidense se dieron cuenta de que alguien había retirado del frigorífico donde se guarda la vacuna 57 viales del fármaco anticovid de Moderna. Por ello, tuvieron que ser desechados. Así pues, el individuo en cuestión no sacó las vacunas para robarlas, sino simplemente para que tuvieran que tirarse.

Cabe recordar que la vacuna necesita mantenerse en temperaturas muy bajas para que sea efectiva. Aun así, la vacuna que nos ocupa, la de Moderna, a diferencia de la de Pfizer, que necesita estar a temperatura extremadamente fría, de -70º C, puede aguantar hasta seis meses a -20º C, que correspondería a la temperatura habitual en un congelador estándar. Incluso soporta estar hasta 30 días entre 2 y 8º C, la temperatura que alcanza un frigorífico normal, como el que tenemos en casa. Lo que sí que no aguanta la vacuna de Moderna, en ningún caso, son más de 12 horas a temperatura ambiente, porque las dosis que sacó el individuo se dan por perdidas.

Además, cada vial contiene 10 dosis de la vacuna, por lo que finalmente fuera 570 inyecciones las que se han perdido. El valor de dicha pérdida es grande, teniendo en cuenta todas las personas que han perdido la vida por el coronavirus y todas las que pueden salvarla gracias a la vacunación.

«Sacaron la vacuna intencionadamente»

Según ha hecho público el centro hospitalario de Wisconsin, se trata de un «error humano». Pero en su comunicado también indican que «el individuo en cuestión reconoció que sacaron la vacuna del refrigerador intencionadamente», con lo que queda claro, en todo caso, el poco valor que el sanitario daba a un fármaco creado para salvar vidas. 

El hospital ha hecho partícipe de los hechos a las autoridades competente para que se encarguen de investigar el caso. «La vacuna es la única forma para salir de la pandemia. Seguimos considerando que la vacunación es la única manera para salir de la pandemia», ha insistido el hospital, dejando claro que se desvincula por completo de ese acto individual y la poca sensatez que se desprende del mismo ante una crisis sanitaria mundial de tales condiciones. 

Por supuesto, el hospital ya ha tomado medidas mientras se efectúa la investigación correspondiente. Han despedido al individuo y han informado de ello públicamente, recordando que «esto es una violación de nuestros valores fundamentales».