Salvador Illa en la Sesión de control al Gobierno en el Congreso de los Diputados en Madrid, el 14 de octubre del 2020

Salvador Illa confirma si la vacuna contra el Covid-19 será obligatoria o no en España

El ministro de Sanidad ha asegurado que la campaña de vacunación comenzará en enero

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha confirmado este sábado, 21 de noviembre, algunas de las cuestiones que todo el mundo se hace sobre las vacunas contra el Covid-19, como cuándo llegarán o si todo el mundo estará obligado a ponérsela. 

En una entrevista para la cadena de radio catalana Rac1, el ministro ha explicado que el plan de vacunación contra el Covid-19 está previsto que comience en enero del 2021, lo que encajaría con la intención del Gobierno de que España tenga una cierta inmunidad de grupo a partir de mayo del 2021, como ya se había propuesto en otras intervenciones anteriores.

Además, Illa ha recalcado que las vacunas no serán obligatorias en nuestro país, ya que los expertos lo recomiendan porque, de otra forma, «podría ser contraproducente». Hay que tener en cuenta también que la ley española no obliga a la población a ponerse ninguna vacuna, aunque en determinados casos un juez sí que podría imponer la vacunación si está en peligro la salud pública.

El ministro cree que en España hay un alto nivel de concienciación respecto a la vacuna, por lo que cree que, cuando llegue, tendrá un buen nivel de acogida por parte de la población, lo que podría ser «suficiente» para garantizar esa inmunidad de grupo que los expertos y los políticos llevan meses esperando.

Sobre el proceso de vacunación, Illa ha adelantado que el plan comenzará a principios del 2021, previsiblemente con los colectivos más de riesgo que ya se habían anunciado previamente: profesionales sanitarios y gente mayor, especialmente si tienen patologías previas. 

Así, a medida que pasen los meses se iría ampliando la vacunación a otros grupos, para alcanzar entre mayo y julio «la mayoría de la población inmunizada», lo que da esperanzas a los ciudadanos y a la mayoría de sectores económicos del país sobre una posible vuelta a la normalidad a mitades del próximo año. 

El ministro ha asegurado también que el sistema sanitario español «está preparado y en condiciones» para garantizar el acceso a la vacuna, señalando que en España hay actualmente 13.000 puntos de vacunación y que el país ha demostrado tener la capacidad de vacunar a 14 millones de personas en solo nueve semanas en el caso de la gripe.

Después de la compra de millones de dosis de las diferentes vacunas anunciadas y de mantener contactos con otros laboratorios que también están desarrollando las suyas, la Unión Europea está impulsando una estrategia de vacunación de todo el continente, de manera que las vacunas se puedan distribuir de manera equitativa por todos los países y a la vez: «Es un ejercicio de coordinación notable», ha señalado Illa.

Además, el ministro ha destacado la efectividad de las vacunas anunciadas por Pfizer, BioNTech y Moderna, en todas ellas superior al 92%: «Son las dos que presentan una tecnología innovadora que han dado resultados que han sorprendido a los expertos».

Cataluña empieza su desescalada

Otro tema comentado por el ministro en su entrevista ha girado alrededor de la desescalada de restricciones que empezará en Cataluña el lunes, 23 de noviembre, después de más de un mes de restricciones muy duras que incluyen el cierre de toda la gastronomía y la restauración, de los cines, centros de estética, gimnasios y centros comerciales, entre otros. 

Salvador Illa ha apoyado a la Generalitat y ha defendido que es «prudente» que se estén levantando las restricciones de una manera progresiva, como ya se hizo en todo el país a partir del mes de mayo, después del confinamiento. Aun así, ha pedido responsabilidad a la ciudadanía: «Debemos ir con mucha prudencia para evitar tomar medidas que nadie querría», en referencia a una posible reversión y volver a las restricciones o incluso tomar algunas más duras, como el confinamiento domiciliario. 

Así, el ministro ha llamado a la ciudadanía a «mantener la guardia alta» para seguir cumpliendo con todas las medidas sanitarias que sí que seguirán en vigor, como el distanciamiento social, evitar reuniones multitudinarias, llevar siempre la mascarilla y mantener los lugares correctamente ventilados, para de esta manera frenar los contagios de Covid-19 y tener un respiro en cuanto a las restricciones.


Comentarios