Jose María, víctima de Covid-19 en Extremadura

Chema, el español de 38 que ha fallecido con Covid tras salir de la UCI: Siempre con una sonrisa

La víctima se dedicaba al mundo de la hostelería y era muy conocido en la zona

Con la declaración del nuevo estado de alarma y las medidas estipuladas por el Gobierno y las autonomías se espera que los datos de Covid-19 mejoren en las próximas semanas. Y es que lamentablemente ya son más de 40.000 las personas que han perdido la vida en España desde que llegó el Covid-19 al país a comienzos de año y las cifras siguen aumentando día tras día en todo el territorio nacional.

Una de las últimas víctimas de este coronavirus ha sido un joven extremeño de 38 años que permanecía ingresado en Badajoz. José María Torres Campillejo, natural del municipio pacense Torre de Miguel Sesmero, dio positivo en Covid-19 el pasado mes de septiembre.

Durante semanas este joven, más conocido por su entorno como ‘Campi’ o ‘Chema’, estuvo recluido en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Universitario a la espera de alguna mejora en su salud.

Tras comprobar que estaba mejor, el paciente logró salir de la UCI y fue trasladado a planta, por lo que nada hacía presagiar el trágico final que le esperaba a José María Torres.

Lamentablemente, el Servicio Extremeño de Salud ha confirmado hoy la muerte de este joven pacense, que padecía asma y sobrepeso previamente.

Una vida dedicada a la hostelería

Aunque José María Torres llevaba más de 15 años trabajando en el restaurante Astigi de Almendral, un negocio ubicado junto a la carretera nacional 435, tenía un piso en el barrio de San Roque de Badajoz. Aquí precisamente fue donde descubrió su pasión por la hostelería.

Posteriormente trabajó en el hotel Rocamador, situado en Almendral, donde conoció al que hoy era uno de sus mejores amigos y también su jefe, Francisco Tejo. «Era una persona alegre, siempre con una sonrisa encima, muy servicial, muy buena gente. Era de la familia», indica a ‘HOY’ el dueño del Astigi.

Ambos tenían una relación muy estrecha. Tanto es así que José María Torres era el padrino del primer hijo de su jefe y amigo, Francisco Tejo. Y es que después de tantos años juntos eran prácticamente como hermanos, ya que el de Torre de Miguel Sesmero era hijo único.

Finalmente, el Covid-19 le ha arrebatado la vida a este trabajador de la hostelería que será enterrado esta tarde a las 17 horas en la iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Candelaria de Torre de Miguel Sesmero, con un límite de aforo de 70 personas.

Luto oficial en su localidad natal

Torre de Miguel Sesmero ha decretado tres días de luto oficial por las víctimas de la pandemia, con especial mención a José María Torres en la resolución firmada por la alcaldesa Beatriz González Fernández, que también ha manifestado su pesar a través de las redes sociales.

«El corazón de todos los torreños está roto. Ha fallecido nuestro vecino 'Campi', un chico educado, amable y noble. Amigo de todo el mundo», ha escrito.

A estas palabras se suma también el alcalde de Almendral, José Antonio Arroyo Pardo, localidad donde trabajaba y era muy conocido.

«Difícil de expresar con palabras los sentimientos que uno tiene cuando le dan una noticia tan triste como la de hoy. Difícil de asimilar una pérdida de alguien que está en la flor de la vida. Difícil, cuando se trata de alguien tan buena gente. Descansa en paz Chema», ha expresado en su cuenta de Facebook.

Con este fallecimiento, la cifra total de defunciones en la región por la pandemia del Covid-19 aumenta a 827, a la espera del informe de Salud Pública que actualice las cifras a lo largo de la tarde.