Gel hidroalcohólico

Sanidad avisa: Lo que nunca debes hacer después de ponerte gel en las manos

Desde Sanidad han lanzado unas recomendaciones para el uso correcto de los geles desinfectantes

Después de que Sanidad informara sobre el uso correcto de las mascarillas, ahora ponen al gel hidroalcohólico en el punto de mira. Además de guardar la distancia de seguridad de, al menos, dos metros,  una buena higiene de manos es otra de las medidas para evitar el contagio por Covid-19.

Ahora que los establecimientos comienzan a abrir sus puertas y los bares vuelven a tener las mesas llenas, debemos extremar la precaución sobre lo que tocamos y cómo lo tocamos, por ello el uso de los geles desinfectantes ya forman parte de nuestro ritual diario  tanto al salir de casa como al entrar o cuando vayamos a manipular objetos que estén expuestos al público.

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), dependiente del Ministerio de Sanidad ha lanzado una serie de consejos dirigidos al correcto uso de estos geles para mantener la higiene de las manos.

Debido a su contenido en alcohol, que puede variar de una solución a otra, la AEMPS recomienda evitar poner gel en zonas sensibles o dañadas de la piel o mucosas así como la forma correcta de mantenerlos guardados: «Mantén los geles y soluciones hidroalcohólicas siempre alejadas de focos de calor como pueden ser superficies calientes, exposición solar directa, llamas abiertas, chispas o cualquier fuente de ignición».

De entre todas las recomendaciones para su uso correcto destaca el «evita fumar inmediatamente después de usar estos geles o soluciones o en lugares donde estén almacenados» siendo recomendable esperar a que el alcohol imperante en el gel haya sido correctamente absorbido por la piel. «Almacénalo en un lugar bien ventilado y fresco, evitando espacios donde se produzcan cambios de temperatura importantes».

En caso de contacto con los ojos, hay que lavarlos inmediatamente con abundante agua durante unos minutos y, en el caso que persista la irritación, acudir al médico. «En caso de ingestión, llama inmediatamente al Servicio de Información Toxicológica o acude a un médico de urgencia» aconsejan desde la AEMPS.

En aquellos casos en los que los geles sean de naturaleza biocida, deben estar debidamente etiquetados con el sello 'CLP' tal y como se regula en el Reglamento 1272/2008. Esto se debe a que los desinfectantes biocidas tienen en su composición una gran parte de etanol.

«Por eso en su etiquetado deben incluir un pictograma fácilmente identificable que indique que pueden ser peligrosos y que son inflamables. Además, deben establecer una serie de indicaciones de la naturaleza del riesgo y consejos para su uso y conservación. También por este alto contenido en etanol pueden provocar irritación ocular grave y son tóxicos en caso de ingestión» señalan desde Sanidad.