Manoli disfrazada de Bombo y el obispo de la lotería

Manoli, una clásica del sorteo de Navidad, se lleva un quinto disfrazada de Bombo

Pese a no poder entrar al Teatro Real, no ha faltado a la cita habitual en las puertas del mismo

El sorteo extraordinario de Lotería de Navidad está siendo muy especial, pues viene marcado con las circunstancias especiales que está provocando la pandemia de coronavirus. Se han tenido que extremar las medidas de seguridad dentro del Teatro Real, donde se está produciendo el sorteo, entre ellas la prohibición de la entrada de público, incluidos aquellos habituales que dando un toque de color a la jornada con sus originales disfraces. 

Pese a ello, esto no ha impedido que muchos de ellos se hayan concentrado desde primera hora de la mañana, para como cada año, poder vivir más de cerca esta experiencia. Una de las que no se han querido perder el sorteo ha sido Manoli Sevilla. Esta mujer de 84 años acudía por octava vez consecutiva a la ceremonia de Lotería de Navidad que tiene lugar cada 22 de diciembre. 

Ella era una de las protagonistas antes de que empezará el sorteo, al que acudía estrenando disfraz. Y es que reconocía antes los medios de comunicación, como RTVE que la entrevistaba en directo, que su traje de Bombo era la primera vez que se lo ponía desde que empezó a acudir al Teatro Real en esta fecha tan especial, el año 2013. 

emoji regaloGRAN SORTEO ESPAÑA DIARIO: ¡Gana un vale de 100€ para gastar en Zara y todas las tiendas Inditex (Stradivarius, Pull&Bear, Bershka,...)! ¿A que esperas? ¡Participa ya al sorteo, es gratis! PINCHA AQUÍ y apúntate. ¡Es muy fácil!

Pero, seguramente ella no podía esperar que pocos minutos después sería nuevamente noticia y no por su particular vestimenta. Y es que después que la mañana empezará muy afortunada con dos quintos premios muy tempranos, el 86.986 y el 37.023, ella acabaría siendo una de las personas agraciadas con este último número. 

Solo habían pasado 20 minutos desde el inicio del Sorteo cuando los periodistas volvían a buscarla. Allí mismo explicaba la gran alegría que le había supuesto llevarse el pellizco de este quinto premio, 6.000 euros por décimo. «Me ha tocado el 37023 y me ha dado mucha alegría. También le ha tocado a mis hijas y a todas las amigas». Y es que año la fortuna le sonreía especialmente después que reconociera que en pasados sorteos solo había rascado en alguna ocasión algún número de la pedrea. Lo que es una lástima es que no ha podido ver una de las imágenes tan buscadas durante el sorteo, que es la de uno de los premiados celebrándolo dentro de la sala. 

La decepción de no poder entrar, compensada con uno de los premios principales

Minutos antes de conocer su suerte, explicaba que había llegado a las puertas del Real sobre las 7 de la mañana y que no la había hecho antes, recoge Europa Press, «por miedo a una posible multa». Como decíamos, le hubiera gustado mucho poder haber disfrutado de su suerte dentro del recinto. «Se podían haber vendido unas 20 o 30 entradas y dentro se guardan las distancias, como se han hecho en otros actos», lamentaba. 

Ella misma reconocía que tenía la esperanza que alguno de los 30 décimos con los que jugaba pudiera ser premiado. Para ella, el más especial era el que tenía guardado para el padre Ángel y porque quiere «ayudarle con las personas más vulnerables». Además comentaba tener un especial cariño por el 18.110, la fecha de nacimiento de su bisnieta. 

Además de Manoli, se ha podido ver a las puertas del Teatro Real a otro de los rostros habituales del sorteo extraordinario de Lotería de Navidad. Se trata de Juan Manuel López, el ya conocido como obispo de Navidad. Otro año acudía con su particular disfraz aunque no pudiera entrar dentro, con la intención de «vivir el Sorteo desde cerca». Este reconocía llevar ocho décimos y esperar poder tener entre ellos el Gordo, aunque finalmente no ha tenido la misma fortuna que Manoli.