Muchas mascarillas amontonadas una encima de la otra

El Gobierno entrega esta semana 10 millones de mascarillas: Quién las recibirá

Se intentará garantizar que los trabajadores que retomen su actividad laboral cuenten con las medidas de protección adecuadas

La mayoría de las comunidades  ya han comenzado a retomar este mismo lunes 13 de abril las actividades de aquellos trabajos que se consideran 'no esenciales' y cuya realización se vio paralizada hace dos semanas como una medida incluida en el estado de alarma para frenar el avance del coronavirus.

Para que esta reactivación no suponga una oleada de nuevos contagios, el Gobierno ha comenzado a repartir mascarillas en las estaciones de transporte público como metro, autobús y cercanías a todas aquellas  personas adultas que no presenten síntomas  y que deban reincorporarse al trabajo.

Este reparto masivo de mascarillastendrá lugar entre las 6 y las 9 de la mañana en «los principales intercambiadores y puntos de acceso» al transporte público. Algunas de las mascarillas que se repartan podrán ser reutilizables y no deberán ser compartidas.

Para la correcta utilización de la mascarilla, se recomienda no extender su uso más allá de cuatro horas seguidas  y si se humedece o se deteriora deberá ser desechada y sustituirla por otra nueva. Solo deberá usarse de nuevo si se retira correctamente, se almacena o se cuelga para evitar entrar en contacto con ella en demasiadas ocasiones en ese término de tiempo.

Antes de ponerse la mascarillase deberá hacer una limpieza de manos con agua y jabón o con una solución hidroalcohólica, después se coloca en la cara usando las gomas de sus laterales y se ajusta para conseguir que quede perfectamente sujeta y tapando nariz y boca.

Su retirada deberá hacerse con las mismas precauciones de higiene. Antes de proceder, se deben quitar los guantes, lavarse las manos con agua y jabón o con una solución hidroalcohólica. Para retirarla de forma correcta  se debe hacer sin tocar la parte frontal de la mascarilla y desecharla en un contenedor específico provisto con una bolsa de plástico, aunque se recomienda que se use doble bolsa para preservar la primera. Una vez retirada la mascarilla se lavan de nuevo las manos.

Nunca se debe poner la mascarilla en la frente o por debajo de la barbilla a modo de espera durante y después de su uso.