Pedro Sánchez en una rueda de prensa

El Gobierno subirá por lo menos 4 impuestos en España: Necesita 90.000 millones

El ejecutivo quiere incrementar la recaudación fiscal para equipararla a la media europea

El Gobierno lo tiene entre ceja y ceja: España debe augmentar la recaudación fiscal y, para ello, prepara ya una subida generalizada de impuestos para los próximos ejercicios que afectará de manera clara sobretodo a cuatro figuras fiscales, pero que repercutirá en la práctica totalidad de los impuestos que existen hoy por hoy en nuestro país. Vayamos por partes. El ejecutivo de Pedro Sánchez ha constatado que existe un diferencial de un 7-8% del PIB entre lo que se recauda en impuestos en España y la media de recaudación de la Unión Europea. Y lo tiene claro: quiere eliminar este margen.

El Gobierno quiere recaudar 90.000 millones de euros más para equipararse con Europa

Para ello, debe recaudar 90.000 millones de euros más que los que ahora percibe el Estado por la vía impositiva y ya diseña el plan para conseguirlo. Hacienda prepara una subida progresiva de impuestos en España en los próximos ejercicios fiscales y este lunes formalizaba la creación de un grupo de expertos que analizarán cuál es la situación de nuestro país en materia tributaria y cuál es el camino que se debe explorar si lo que se desea es reducir la diferencia de recaudación entre España y la media de la Unión Europea. El comité de expertos hará una valoración global de la situación, de forma que uno de los asuntos que estará sobre la mesa son las diferencias impositivas entre comunidades autónomas: es la llamada armonización fiscal, otro de los objetivos a corto plazo de Hacienda.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Pero al margen de esta cuestión, que el Gobierno pactó con ERC a cambio de su apoyo a los Presupuestos Generales del Estado 2021, el grupo analizará con detenimiento qué impuestos deben subirse de forma generalizada en nuestro país, a qué ritmo y hasta qué niveles. Se prepara, pues, un augmento importante de la recaudación fiscal que se hará por fascículos, es decir, en un margen de varios ejercicios y de forma progresiva.

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, defendió este lunes que «el impuesto de sociedades va a ser uno de los más importantes en este primer momento de la reforma fiscal». Una declaración de intenciones que apunta que el Gobierno desea subir este impuesto a poder ser ya en 2022, de forma que debería incluirse una previsión de augmento de la recaudación en los próximos Presupuestos Generales del Estado. «El propio gobierno de Joe Biden en Estados Unidos está pronunciándose en torno a la necesidad de obtener una mayor eficacia de esta figura fiscal que tiene un bajísimo rendimiento a nivel internacional», apuntó Montero, dejando claro que el debate sobre la subida impositiva de esta figura no es exclusivo de España, sino que se trata de una problemática a nivel mundial.

Sociedades, Patrimonio, Sucesiones y Donaciones: los cuatro impuestos principales que van a soportar el incremento de los próximos años

De esta forma, el impuesto de sociedades, que grava a las empresas, experimentará de forma casi segura un incremento: el Gobierno cree que las personas jurídicas deberían contribuir más al erario público y cargar con buena parte del crecimiento en recaudación que quiere llevar a cabo el ejecutivo. Tras los cambios en Sociedades, Hacienda planea también incrementos sustanciales en materia de los impuestos de Patrimonio, Sucesiones y Donaciones, que podrían sufrir notables crecimientos, especialmente en aquellas comunidades donde el tipo impositivo es más bajo y donde existen más y mayores bonificaciones.

Pero estos cuatro impuestos, además de ser los que liderarán la subida que ya planea el Gobierno, no serán los únicos a través de los cuales se espera conseguir el necesario incremento de 90.000 millones de euros que se ha fijado el Gobierno. Según los expertos, se deberán endurecer la práctica totalidad de figuras tributarias existentes a día de hoy. Ello incluye los últimos impuestos que se han creado en nuestro país, como la tasa Google, la tasa Tobin o el incremento del IVA para las bebidas edulcoradas y azucaradas. Estos tributos también experimentarán subidas, pero además deberán crearse nuevas figuras impositivas.

En definitiva, pues, el Gobierno se pone manos a la obra para augmentar de forma significativa la presión fiscal en nuestro país. Ahora, el comité de 17 expertos —profesores de Economía de varias universidades de toda España— tiene diez meses de plazo para elaborar una diagnosis completa de la situación y proponer medidas para conseguir el incremento propuesto por el ejecutivo, pero la ministra Montero tiene la voluntad de no esperar a febrero de 2022, cuando el grupo debe entregar su informe, para llevar a cabo las primeras medidas: el incremento del impuesto de sociedades y los primeros pasos hacia la armonización fiscal podrían darse ya en los Presupuestos Generales del Estado de 2022.

Lo que no tardará en llegar va a ser el posicionamiento de los grandes grupos de la oposición en nuestro país: el PP y, con todavía más contundencia, Vox, se muestran fieles a su ideología liberal y reacios, en consecuencia, a la reforma fiscal que prepara el Gobierno de coalición.