El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el vicepresidente Pablo Iglesias, en Moncloa

Ahora Mismo: El Gobierno se plantea cambiar un aspecto clave de la desescalada

El ministro de Sanidad insiste en que es «dinámico y flexible»

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

No ha pasado ni un día des de el anuncio de los primeros detalles de lo que el Gobierno ha llamado 'Plan para la Transición hacia una Nueva Normalidad' y ya se ha abierto la puerta a posibles rectificaciones. Y es que uno de los puntos que menos ha convencido es el hecho que se haya decidido que la  unidad territorial  que marque la desescalada sea la provincia o la isla

Diferentes comunidades autónomas ya han mostrado sus dudas  al respecto y el ejecutivo no ha tardado en responder. Concretamente, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, confirmaba en rueda de prensa que las comunidades pueden plantear alternativas, si lo consideran oportuno. 

Pese a que la «unidad de referencia que establece el plan es la provincia o isla», explicaba Illa, este recoge «que las comunidades podrán hacer planteamientos distintos». Lo que se exige es que «haya información disponible de esta unidad territorial» y que «se pueda garantizar la estanquidad en términos de movilidades». El ministro hacía énfasis en el hecho que el plan es «dinámico y flexible».  

Quejas de varias comunidades

Esta aclaración llega después que en las últimas horas muchas comunidades hayan cuestionado la adecuación  de establecer la provincia como la unidad territorial a tener en cuenta.

Des de Cataluña, la portavoz del Govern, Meritxell Budó decía que la elección «no responde a criterios sanitarios ni funcionales» y añadía que desconfinar basándose en  regiones y sectores sanitarios es «lo más adecuado y responde a la situación real del territorio».  El portavoz del Gobierno Vasco, Josu Erkoreka, recordaba que la provincia es el único nivel que no tiene competencias en materia de salud y sanidad en Euskadi.

El presidente gallego, Alberto Núñez Feijoo lamentaba que se tome como referencia la provincia, una figura administrativa «del siglo XIX» y que parte de una división territorial concretada en 1883. Por su parte, el presidente valenciano, Ximo Puig, recordaba «la vida no discurre dentro de una provincia» y que pueden darse situaciones «ridículas», como que «no se pueda transitar de un pueblo a otro que tengan unidad económica y sanitaria».