Imagen de un entierro

Hacen un funeral en España con 700 personas y sin ninguna medida contra el covid

Agentes están ya investigando lo sucedido

En plena pandemia del covid y en uno de los peores momentos de los últimos meses, por desgracia, son aún muchas las personas que se saltan las medidas impuestas en cada comunidad para celebrar actos multitudinarios de todo tipo.

Las bodas, las fiestas nocturnas y los funerales han sido hasta ahora los más comunes. Han sido ya varias las noticias que han salido a la luz sobre bodas y funerales ilegales con multitud de personas, pero hoy se ha conocido un caso más, un entierro con unas 700 personas en Tarragona.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Los Mossos de Esquadra ya están investigando lo sucedido, después de ser alertados el viernes por varios vecinos de que se estaba celebrando un acto multitudinario en una mezquita de la localidad catalana de Tarragona. 

Al parecer, el día de Año Nuevo una multitud de personas se reunió en una mezquita de Tarragona para celebrar un funeral. Cuando los agentes fueron alertados acudieron al lugar al momento para comprobar qué era lo que estaba sucediendo.

Efectivamente, una vez en el lugar, los agentes pudieron comprobar cómo había una multitud de personas en el exterior de la mezquita y otro dentro. Según se ha podido saber en el exterior había unas 300 o 350 persona rezando, cada uno en su correspondiente alfombra, en el interior había otras 300 personas.

Esto, por lo tanto, superaba el aforo máximo permitido, pues se trata de un lugar en el que únicamente pueden entrar un máximo de 160 personas. Además, entre las personas que allí se encontraban no se respetaba la distancia de seguridad exigida por el covid y tampoco había ningún tipo de ventilación, además de sobrepasar el aforo máximo.

Por el momento no se sabe mucho más sobre lo ocurrido, aunque los agentes de la localidad ya se han puesto en contacto con el imán de la mezquita y el presidente también para investigar un poco más sobre los hechos. De igual forma se ha hecho con algún familiar de la persona fallecida.

Desalojan en una localidad de Barcelona una macrofiesta tras 40 horas

También en Cataluña se ha conocido otra noticia sobre un evento multitudinario, en esta ocasión una macrofiesta de Fin de Año que se había alargado hasta este sábado por la mañana, concretamente ha sucedido en la localidad de Llinars del Vallés.

Según las informaciones que se han dado, unas 200 personas se habrían reunido en una nave abandonada de la localidad para celebrar la Nochevieja en una fiesta ilegal. La intención, en un principio, era alargarla hasta el lunes día 4 de enero, pero agentes de los Mossos de Esquadra han acabado desalojando el lugar este sábado al mediodía.

Pese a que se ha dicho que las personas que había eran unas 200, uno de los asistentes, en declaraciones al medio de comunicación 'El Caso', ha asegurado que podrían haber sido entre 500 y 700 personas en total, aunque no se trata de una información confirmada.

La fiesta empezó el jueves día 31 a las 21.00 horas de la noche, varios vecinos que se dieron cuenta de la situación alertaron a las autoridades, que acudieron hasta el lugar para comprobar qué estaba sucediendo.

Pese a ello, la fiesta no terminó, al ser un acto de tal magnitud y que se estaba celebrando sin medidas de seguridad, hubo que realizar antes varias reuniones importantes para determinar cuál era el procedimiento indicado, tanto en elo que respecta a protocolo sanitario como a la actuación en sí, pues se podían producir graves incidentes con los asistentes en caso de intervenir por la fuerza.