Fermín Cacho con sus medallas olímpicas de Barcelona'92 (08/08/2018).

Fermín Cacho y otros ídolos del deporte español, señalados desde ayer por Eufemiano Fuentes

El doctor, que ayudó y asesoró para doparse a deportistas y equipos españoles, fue entrevistado este domingo en 'Lo de Évole'

Jordi Évole volvía este domingo, una semana más, a la pequeña pantalla, al frente de 'Lo de Évole'. En esta ocasión, su interlocutor era una figura muy controvertida en el mundo del deporte: se trata del doctor Eufemiano Fuentes, acusado en varias ocasiones de comisión de actos de dopaje a varios deportistas y equipos españoles; pero absuelto en última instancia, ya que en el momento en que los cometió, la legislación española no tipificaba todavía este delito, de forma que no pudo ser condenado.

Eufemiano Fuentes se enfrentó este domingo a una larga charla ante las cámaras con Évole, en la que no se mordió la lengua, si bien a la vez fue muy precavido para no lanzar acusaciones que le pudieran acarrear nuevas consecuencias judiciales. «Tengo miedo de que me procesen de nuevo por decir las cosas claras», afirmaba el doctor ante la posibilidad de tenerse que enfrentar a un nuevo proceso judicial. Aun así, en la entrevista, Fuentes dejó caer varias afirmaciones que permiten poner en duda determinados logros del deporte español en los últimos años, aunque lo hizo sin la contundencia necesaria para abrir nuevos escándalos que den pie, incluso, a eventuales investigaciones judiciales.

Fermín Cacho, bajo la sombra de duda de Eufemiano Fuentes

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

En este sentido, uno de los nombres señalados por el doctor Fuentes es la medalla de oro que Fermín Cacho ganó en los juegos olímpicos de Barcelona, en 1992, en la prueba final de 1.500 metros. «Sé cosas que pasaron en Barcelona '92 que si las contase serían perjudiciales, pero no las pienso contar. He llegado a este punto por coherencia profesional. He guardado el secreto profesional tantos años que ahora, ¿a qué viene decirlo?», dijo al respecto Fuentes.

Évole le preguntó directamente por Cacho, pero Fuentes supo mantenerse al margen de acusaciones explícitas: «Si te digo que no me acuerdo, ¿te lo crees?», preguntó a su entrevistador. Una ambigüedad respecto a Fermín Cacho que fue suficiente para sembrar las dudas hacia el ídolo del atletismo español en los años 90.

«Estoy diciendo muchas cosas que no he dicho hasta ahora, pero no estoy dispuesto entrar a una guerra sin cuartel por alusiones. Pero si me preguntas por alguien que ha reconocido la relación conmigo, hablamos», manifestaba el facultativo, que terminaba su respuesta de forma muy clara: «Caerían medallas de Barcelona '92, pero por eso no quiero decirlo». Fuentes reiteró que no podía concretar los nombres acogiéndose a su derecho al secreto profesional, pero lo cierto es que sus silencios o sus declaraciones inconcretas dicen mucho más que lo que se desprende de la literalidad de sus palabras.

El médico canario también expuso que Fermín Cacho le llamó para ofrecerle trabajar de cara a los Juegos Olímpicos de Pekín, en 2008. «Las circunstancias en ese momento no me lo permitían. Él me ofreció trabajar de manera oficial, igual que en los años 80. Le dije que no y creo que me quisieron sacar del sistema. No quiero hacer ajuste de cuentas, porque si no ya lo hubiese hecho», narró el facultativo, dejando en un lugar muy delicado a Fermín Cacho.

La ambigüedad de Eufemiano Fuentes, el factor que señala a otros deportistas y equipos

Fuentes dejó muy claro que trabajó con varios deportistas españoles, incluídos medallistas olímpicos, durante los Juegos de 1992 en Barcelona. Pero quizás su faceta profesional más desconocida es su vinculación con el mundo del fútbol. La operación Puerto se centró básicamente en el ciclismo, algo que podría haber servido como chivo expiatorio para 'salvar' a otros deportes de mayor popularidad en nuestro país. El doctor Eufemiano Fuentes ha trabajado oficialmente para tres equipos de este deporte: el Elche, la Unión Deportiva Las Palmas y la Universidad de las Palmas.

Pero él mismo cuenta que «extraoficialmente» ha trabajado para otros equipos. Y uno sobre los cuales se siembre la duda es sobre la Real Sociedad de la temporada 2002-2003, en que el equipo donostiarra quedó segundo, luchando por la Liga hasta el último suspiro. Ante un documento que demostraría vinculaciones entre Fuentes y el equipo vasco, su respuesta fue explícita. Dijo que no trabajó para la Real Sociedad pero que aseseró «de alguna forma». «Tuve que declarar en un juicio sobre si asesoré a los médicos del Madrid y dije que no, pero ahora no voy a responder. O me callo o te digo que no, elige la respuesta», dejando muy clara su respuesta sin caer en la acusación explícita.

Fuentes también ha sembrado dudas, en general, sobre los grandes equipos del fútbol de nuestro país. Aunque no ha trabajado directamente para ellos, el médico canario dijo que «era contratado o requerido, porque no hay contrato, para asesorar a sus técnicos, a sus médicos, en el control, seguimiento, recuperación y ayuda de sus futbolistas». Más sombra de dudas a los grandes equipos deportivos del fútbol español. Y en concreto sobre el FC Barcelona, dijo que aunque le hubiera gustado trabajar para el club catalán, no lo hizo... aunque sí tuvo «un par de contactos».

Una vez más, pues, Eufemiano Fuentes volvió a hacer asomar la sospecha de dopaje sobre grandes nombres de nuestro deporte. Aunque el gran perjudicado en la entrevista de anoche fue Fermín Cacho, sus ambiguas declaraciones ponen en tela de juicio a otros deportistas y clubes de primer nivel de nuestro país.