Imagen desenfocada de un colegio

El Gobierno avisa de cómo serán las escuelas mientras no haya vacuna

La ministra de Educación ha explicado cómo será la vuelta de los alumnos en septiembre

La ministra de Educación, Isabel Celaá, ha concedido una entrevista para '20minutos' donde expone  cómo será la vuelta a los colegios en septiembre y la reforma educativa que se llevará a cabo. La llegada del Covid-19 a España paralizó la educación hasta ahora conocida y los centros procedieron a cerrar sus puertas el pasado 13 de marzo.

Desde entonces, los centros comenzaron a impartir las clases por internet y nada se supo sobre cómo iba a proceder el Gobierno en lo que a educación se refiere hasta que la ministra de Educación comunicó, tras una conferencia sectorial con las comunidades autónomas, que el curso  2019-2020 se terminaba en junio y que los alumnos no iban a volver a tener clases presenciales.

A tenor de estas declaraciones, Pedro Sánchez, explicó en la rueda de prensa del pasado martes 28 de abril donde expuso las fases que comprenderían la desescalada, que el próximo curso comenzaría en septiembre. Un comienzo que será muy diferente a todos y que estará sujeto a la llegada de una vacuna que, mientras llega, supondrá una serie de cambios a los que deberemos acostumbrarnos.

«Hasta que no tengamos un remedio o una vacuna la única herramienta para combatir al virus es el confinamiento» asegura rotunda Isabel Celaá.

Sin embargo, el Ejecutivo dejaba la puerta abierta a que algunos centros procedieran a reabrirse en la segunda fase para aquellos alumnos que se enfrentan a exámenes importantes como los de 4º de la ESO, 2º de Bachillerato o los ciclos superiores de FP. Además de los centros dedicados a Educación Especial e Infantil de 0 a 6 años, siempre que los padres acrediten que no pueden teletrabajar.

Celaá tiene claro que para que a vuelta a los colegios sea efectiva y no suponga un paso atrás, se tiene que tener en cuenta el cumplimiento estricto de las normas de higiene y seguridad para evitar el contagio por coronavirus. La distancia de seguridad es imprescindible y para garantizarla los colegios deberán tomar una serie de medidas tanto para los alumnos como para el profesorado  que contará con la protección adecuada.

Las aulas con la mitad de los alumnos

Mantener la distancia de seguridad en los colegios es una tarea del todo complicada y por ello se tomarán unas medidas que cambiarán por completo la manera en que se iba al colegio y que se traducirán en  un menor número de alumnos en las aulas. «Esto obliga a que una parte de alumnos estén trabajando presencialmente y otra parte, telemáticamente» explica la ministra.

La obligación de estudiar de manera telemática implica que se garantice que los alumnos cuentan con los medios suficientes para poder realizar su formación, por lo que desde el Gobierno ya se han puesto manos a la obra «Con acuerdos con empresas, como Telefónica, hemos repartido recursos por comunidades. Hablamos de 20.000 tarjetas de datos. Hemos conseguido algunas otras a través de Xiaomi, Orange… A su vez los gobiernos autonómicos están haciendo lo propio» asegura Celaá.

El tercer trimestre se ha visto afectado de lleno por la pandemia y por ello la ministra asegura que el comienzo del curso 2020-2021 estará dirigido al «refuerzo de aquellos contenidos esenciales en los que no se ha profundizado en el final de este 19-20».