Una mujer sostiene varias tarjetas bancarias en las manos

Varios bancos españoles suben sus comisiones a todos sus clientes

La absorción de CaixaBank por Bankia tendrá consecuencias en las transacciones con otras entidades

Los procesos de cambio económico no están únicamente vinculados a la situación pandémica, sino que cuando los principales protagonistas del sector mueven ficha, las consecuencias se traducen normalmente en la ciudadanía. El último de estos procesos se debe a la absorción de CaixaBank por Bankia, y a la nueva estrategia con respeto a este movimiento del banco BBVA, que subirá la fiscalidad de sus clientes que no tengan una relación empresarial con las entidades del grupo económico.

Para aquellos que posean algún tipo de activo económico con el banco, la situación seguirá siendo la misma, y no tendrán que aportar ningún tipo de comisión bancaria si realizan una transacción con la empresa. Esta política se aplicará a partir del día 15 de junio, pero los clientes no verán sus efectos hasta septiembre. La principal gestión que se verá afectada es la relacionada con la comisión de mantenimiento de clientes de los 100 a los 160 euros anuales, para tratar de compensarla, eliminará la comisión de 0,6 euros por apunte fijada hasta el mes de junio.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Hasta el momento los clientes sin relación con Bankia pagaban unos 168 euros anuales, mientras que los de CaixaBank debían abonar una cantidad de 240 euros. Otra de las diferencias es que estos últimos cobran dos euros por cada operación realizada en ventanilla excepto a los mayores de 65 años, que cuentan con cuatro gratis al mes, para los de Bankia ninguna de ellas tienen coste. 

Se conoce el cómo pero no el cuándo

Hasta la fecha no ha salido a la luz el instante en el que la política de comisiones de CaixaBank se adaptará a las medidas de Bankia, pero sí se espera que ocurra en algún momento durante la integración de la empresa estimada para el tercer trimestre de este año. Durante el evento introductorio a la fusión de las dos partes, Gonzalo Gortázar, consejero delegado transmitió que «la filosofía que ha tenido Bankia y la de CaixaBank son bastante parecidas: es tratar de incentivar a nuestros clientes a que se vinculen con nosotros»

Desde la Comisión Nacional de Mercados y la Competencia se verificó el proceso de unión en todas las demarcaciones territoriales que se verán inmersas en una situación de monopolio. Como cláusula ha establecido que los clientes de Bankia deberán tener los mimos términos y condiciones de los que gozaban con su antigua entidad, al menos durante un periodo de tres años. 

En el resto de los 65 lugares divididos por la península, CaixaBank debe ofrecer comisiones similares. La pauta que ha de respetar en su totalidad sin importar la situación de unicidad bancaria o no, es el cobro de comisión por realizar una transacción en ventanilla si ya era gratuita previamente. 

El mercado bancario español

Con la unificación de Bankia son cuatro los grandes grupos económicos que representan el 70% del sector bancario español. A través de estas empresas los españoles pagarán por el mantenimiento de sus cuentas de ahorros si no cuentan con ningún tipo de servicio especial vinculado a las otras marcas. A pesar de que desde los bancos se sostiene que el incremento de algunas comisiones no tienen un impacto porque la gran mayoría de la población no pagaba esos costes, alguna organización como el Instituto de Estudios Financieros de Barcelona mantiene una versión opuesta.

De hecho considera que desde estos gestores de capital se pretende generar un mayor negocio con las comisiones al forzar a los clientes a que contraten más producto, o se decanten por varias entidades simultáneamente. Bajo ese mismo precepto, la Asociación Española de la Banca asegura que un buen servicio, debería estar regulado bajo un buen precio.