Fernando Simón en una comparecencia de prensa en el Palacio de la Moncloa

La buena noticia que da Simón: España estaría en «fase de estabilización» de la segunda ola

El director del CCAES dice, pero, que hay que ser prudentes

La segunda ola de la pandemia sigue golpeando con fuerza en España. Hoy mismo se ha batido el récord de fallecidos en un solo día con 411, según los datos recogidos en el informe diario del ministerio de Sanidad. Pese a todo parece que empieza a haber ciertos indicadores que pueden dar un hilo de esperanza. Eso es lo que apuntaba el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón. En su rueda de prensa ha hablado de que nuestro país estaría en una «fase de estabilización o remisión» de esta segunda oleada de coronavirus

Simón ha hablado concretamente sobre la incidencia acumulada de casos a 14 días por cada 100.000 habitantes. Concretamente ha valorado positivamente que durante «varios días» esta cifra se haya «estabilizado» en torno a 500. Hoy mismo era de 524,6, el lunes de 529,43 y el pasado viernes de 525,74. 

Ha insistido en que esto parece indicar que hay «una clara estabilización en los últimos días» respecto al número de contagios. Aun así ha querido dejar claro que «no sabemos si se va a mantener, esperemos que sí». El director del CCAES también ha afirmado que el «pico de transmisión» se habría producido el 24 o 25 de octubre. Ha añadido que «en las últimas dos semanas no ha habido ni un solo día que haya superado ese pico máximo. Y progresivamente ha ido descendiendo de forma suave». 

Cuándo poder flexibilizar algunas de las medidas 

Pese a todo, ha recordado que este valor, por encima de los 500 casos por 100.000 habitantes, en los que lleva instalado varios días España está «muy por encima de lo deseable». El Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades o la OMS recomiendan cifras de 60 y el propio Pedro Sánchez marco como objetivo hace semanas llegar a 25. 

Considerando que esta cifra es todavía «muy alta», Simón ha asegurado que no será posible una «modificación importante de algunas normas» hasta alcanzar cifras alrededor de 250 o 200. Ha seguido insistiendo en la idea defendida los últimos días que para las medidas funcionen se tiene que «aplicar bien» y que esto conlleva esperar los días necesarios. «El mínimo es un periodo de incubación, hasta los 14-15 días no se nota», explicaba sobre sus efectos. 

Todavía falta para que se refleje en las UCIs o la mortalidad

Pero para que esta estabilización en los contagios tenga algún efecto en otros datos importantes del impacto de la pandemia como el número de personas en las UCIs o los fallecidos habrá que esperar. Simón concretaba que lo lógico es que este no se produzca «hasta dentro de unos días». 

Ha dicho que «las cifras de fallecidos es posible que sigan subiendo unos días». Valoraba que actualmente se contabilizan unos 1.200 fallecidos en los últimos 7 días y que esta cifra todavía podría subir más. Confirmaba que ahora mismo se están produciendo «doscientos y pico casos por día (en referencia al número de muertes), una vez recuperados los retrasos de notificación. Son datos similares a los de los últimos meses». 

Fernando Simón ha querido explicar que actualmente España tiene una menor incidencia que otros países europeos, situándose en el puesto 15 o 16. Además ha destacado que el número que marca la reproducción del virus (el número de personas que contagia una persona que ha dado positivo) ya está por debajo de 1, concretamente 0,99. La peor comunidad tiene una R de 1,07 y la mejor de 0,9. 

Además confirma que la tendencia de los contagios en 13 de las 19 comunidades está descendiendo o estabilizada. Esto pasa también en 42 de los 60 de las provincias o territorios, teniendo en cuenta que las islas se estudian de manera separada. Ha finalizado con un mensaje de esperanza pero con un tono de prudencia: «Son datos que nos invitan a pensar que se está consiguiendo, pero tenemos que ser muy prudentes».