Mujer en invierno usando una mascarilla en la calle en la ciudad

Una comunidad levanta una de las restricciones más estrictas tras mejorar sus datos

Se han ampliado aforos y horarios en varios sectores y se levanta el confinamiento provincial

El Gobierno de Aragón ha anunciado este sábado, 12 de diciembre, que relajará algunas restricciones en la región a partir del próximo día 21, coincidiendo con el inicio de la semana de Navidad. 

Así, el ejecutivo levantará el confinamiento perimetral de las tres provincias aragonesas a partir del día 21, y un poco antes, el día 15, se ampliarán los aforos de la hostelería, la restauración y otros sectores después de bajar el nivel de alerta de toda la comunidad del 3 agravado a únicamente 3. 

La consejera de Sanidad, Sira Repollés, y el presidente, Javier Lambán, han anunciado las medidas este sábado en rueda de prensa y han recordado que Aragón solo permitirá la movilidad para entrar y salir de la comunidad autónoma entre los días 23 y 26 de diciembre y el 30 de diciembre y el 2 de enero, respetando así los acuerdos alcanzados con Sanidad y el resto de autonomías en el Consejo Interterritorial de Salud.

emoji regaloGRAN SORTEO ESPAÑA DIARIO: ¡Gana un vale de 100€ para gastar en Zara y todas las tiendas Inditex (Stradivarius, Pull&Bear, Bershka,...)! ¿A que esperas? ¡Participa ya al sorteo, es gratis! PINCHA AQUÍ y apúntate. ¡Es muy fácil!

Desde el mismo día 15 también se ampliará el horario de las denominadas como actividades no esenciales, que hasta ahora tenían el horario más limitado. A partir del martes podrán abrir hasta las 22.00 horas, al igual que los gimnasios y centros deportivos y las actividades culturales. 

Los aforos desde ese día serán del 30% en gimnasios y centros deportivos, salones de juego y casas de apuestas, y también en el interior de bares y restaurantes, mientras que las terrazas podrán abrir al 100% siempre que se respete la distancia de seguridad. 

Respecto al toque de queda, las nuevas restricciones no modifican su duración, que seguirá siendo de 23.00 h a 06.00 h excepto en las noches del 24 y el 31 de diciembre, cuando se establecerá a partir de la 1.30 h.

Además, también se ha anunciado que las pistas de esquí podrán abrir en la comunidad a partir del 23 de diciembre, y las instalaciones de esquí deberán aplicar las mismas restricciones que la restauración y el comercio. Aun así, Lambán ha indicado que las pistas se abrirán «de manera limitada» y ha admitido que no está claro que sea rentable poder abrir las pistas con el confinamiento perimetral impuesto, ya que sin los esquiadores procedentes de Valencia, Cataluña, Madrid, Navarra y el País Vasco, «la rentabilidad es muy dudosa, por no decir imposible».

El Gobierno aragonés revertirá las medidas si empeora la situación

Aun así, el sector reabrirá después de que el Gobierno de Aragón e Ibercaja, los dos socios de Aramón, la empresa que gestiona la mayoría de pistas de la comunidad, tuviesen en cuenta otros factores como mantener el empleo y mantener la actividad en los valles. 

Lambán ha añadido que las medidas pueden ser reversibles si se observa un empeoramiento de la situación sanitaria en la región, por lo que al Gobierno no le temblará el pulso para echar marcha atrás en los horarios, aforos e incluso el cierre de sectores si llegase el momento de tomar esa decisión.

En ese sentido, el presidente de Aragón ha llamado a la responsabilidad ciudadana para garantizar el futuro sanitario de toda la región, también a los jóvenes, a quienes ha recordado que pueden contagiar «a sus padres y abuelos con efectos literalmente letales» aunque ellos suelan padecer la enfermedad de forma asintomática. 

Sobre las navidades, Lambán ha confirmado que «no van a ser como las que hemos vivido siempre» y que hay que sacrificar, en cierta medida, la Navidad del 2020 «si queremos que las de 2021 sean como siempre», limitando al máximo los contactos sociales a la familia y los contactos íntimos.