Franco Acosta, futbolista uruguayo

Villareal y Racing de Santander, rotos: fallece el futbolista Franco Acosta a los 25

El deportista cumplió 25 años el pasado viernes 5 de marzo

El mundo del fútbol está de luto. El exfutbolista uruguayo Franco Acosta ha sido hallado sin vida este lunes, tras perderle el rastro el sábado cuando intentaba cruzar un arroyo. 

A sus 25 años recién cumplidos, el joven exfutbolista desapareció en la tarde de este sábado cuando intentaba cruzar de lado a lado el arroyo Pando en el departamento de Canelones, ubicado al sur de Uruguay. 

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Según la prensa local, Franco Acosta, exintegrante de las selecciones juveniles uruguayas y quien militaba en el Club Atenas de la segunda división, intentó atravesar el torrente de agua con su hermano cuando desapareció. Tras darse cuenta de que su hermano no salía a la superficie, dio aviso a las autoridades, que no tardaron en ponerse al mando de la situación y empezar la búsqueda del joven, padre de un niño de cuatro años. 

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

El Centro Coordinador de Búsqueda y Rescate en el Mar activó su protocolo rápidamente y desplegó en la zona a su personal en conjunto con varios efectivos de la Prefectura de Canelones y el Comando de Infantería de Marina.  

Consternados y entristecidos

La desaparición de Franco Acosta sacudió al mundo del fútbol, que esperaba con ansias un milagro conforme pasaban las horas para el joven delantero uruguayo. De hecho, algunos de sus excompañeros como Thiago Cardozo o los equipos en los que había jugado últimamente se manifestaron en las redes sociales para pedir la pronta aparición del ‘Caco’, así lo llamaban, y que no cesaran los esfuerzos por encontrarlo.

Lamentablemente, después de tres días de intensa búsqueda, el deportista, que jugó en el Villareal y el Racing de Santander, ha sido encontrado este lunes sin vida en el mismo lugar donde había sido visto por última vez, según fuentes de la Armada Nacional.

En su última imagen colgada en Instagram hace varias semanas, el deportista aparece con su pequeño, que acaba de quedarse huérfano de padre. Son muchos los seguidores de Franco Acosta que han querido escribir unas líneas bajo esta tierna imagen que quedará para el recuerdo de muchos.

«Gracias Franco Acosta por tus hermosos momentos en las selecciones juveniles en donde vibramos con tus jugadas y tus goles, por azar del destino hoy nos toca verte partir, ahora jugarás con los grandes caudillos allí arriba. Vuela alto Franco!», ha escrito uno de los usuarios en la red social.

El Racing de Santander también se ha querido acordar del delantero, compartiendo una imagen del jugador en Twitter y manifestando su luto, mientras que el Villareal F.C ha escrito: «Profundamente consternados y abatidos por tu pérdida. Siempre te recordaremos, Franco. DEP».

Su trayectoria futbolística

Nacido en marzo de 1996, Franco Acosta comenzó su carrera futbolística en el Fénix, donde debutó en el año 2013. Dos años después, el joven uruguayo disputó el Sudamericano Sub-20 y el Mundial de la misma categoría con Uruguay. En este último campeonato, el delantero jugó junto a futbolistas como Erick Cabaco,  Mauro Arambarri, Nahitan Nández y Gastón Pereiro.

En esa misma temporada, Franco Acosta fue adquirido por el Villareal, donde comenzó defendiendo los colores del filial. Tiempo después, el joven uruguayo saltó al primer equipo y en junio debutó en la Europa League en la victoria del Villareal FC frente al Olympique de Lyon, que ganó por 0-2 con tantos de Bruno Soriano y Leo Baptistao.

En 2018, el futbolista uruguayo pasó a formar parte del Racing de Santander, donde permaneció tan solo una temporada.

Tras su etapa en España, Franco Acosta regresó a Uruguay, donde defendió las camisetas del Plaza Colonia, el Boston River y el Atenas de San Carlos, que hoy lloran su triste pérdida.