Pedro Sánchez durante una comparecencia de prensa en la Moncloa

El anuncio del Gobierno que hace que millones de españoles respiren tranquilos

El ministerio de Seguridad Social quería inicialmente aplicar la reforma ya en 2022

La anunciada reforma del sistema de cotización para los profesionales autónomos tendrá que esperar. El Gobierno ha anunciado que retrasa hasta 2023 la entrada en vigor del sistema que, según sus pretensiones, va a permitir que los autónomos coticen en base a sus ingresos reales. El nuevo sistema, que adaptará las bases de cotización de cada profesional a su rango de ingresos, era visto con buenos ojos por el colectivo, representado por las Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), aunque la entidad advertía de que el nuevo sistema, con el planteamiento puesto sobre la mesa, podría llegar a excluir al 50% de autónomos y supondría una subida de la cuota para al menos 700.000 trabajadores por cuenta propia de entre los 3,2 millones afiliados al RETA.

Un nuevo sistema para la cotización de los autónomos

El Gobierno concede así más tiempo para negociar con el colectivo y, además, acepta que el nuevo sistema de cotizaciones pueda implementarse de forma gradual: los trabajadores que pasen a pagar más por sus cotizaciones podrán adaptarse al nuevo sistema por un plazo progresivo de diez años. Una década de adaptación a una nueva fórmula que, según la propuesta del Ministerio de Seguridad Social, establecería hasta trece rangos diferentes de cotización, entre los que los autónomos deberán escoger a cual se adscriben.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Cada autónomo va a elegir, pues, su base de cotización en función de los ingresos que vaya a percibir. Con la prórroga de un año, los trabajadores españoles por cuenta propia elegirán, a partir del 1 de enero de 2023, cuál va a ser su base de cotización, basándose en la presuposición del que crean que vaya a ser su rendimiento neto. Una vez presentada su declaración de la renta en 2024, el trabajador por cuenta propia deberá observar si eligió la base adecuada y adaptar su situación al rango correcto.

El colectivo de trabajadores por cuenta propia, satisfecho tras la prórroga de un año

El anuncio de prorrogar por un año la puesta en marcha del nuevo sistema de cotización para los autónomos ha sido aplaudido por parte del colectivo. El diario 'ABC' recoge este miércoles, 28 de abril, las reacciones de algunos de los portavoces de entidades que agrupan a los trabajadores por cuenta propia de nuestro país. Todos ellos valoran muy especialmente el establecimiento de un plazo de diez años para que los autónomos puedan adaptarse a la nueva cotización. Por otro lado, una de las cuestiones que piden aclarar son los tramos de cotización que van a establecerse.

Aunque según el Gobierno va a haber trece tramos distintos, lo cierto es que en las negociaciones aún no se ha confirmado tal extremo y las entidades de autónomos temen que se reduzcan a una cantidad menor. Desde la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) reclaman que el Ministerio de Seguridad Social, que dirige José Luis Escrivá, haga en las próximas semanas una propuesta en firme, detallada, con todos los datos sobre el nuevo sistema de cotizaciones por tramos y por bases mínimas.

En su momento, cuando el ministro Escrivá dibujó públicamente la propuesta, adelantó que los trece tramos sobre los que trabajaba el Gobierno iban a dar una amplia capacidad de flexibilidad a cada trabajador por cuenta propia. Además, el ministro de Seguridad Social adelantó que los autónomos podrán modificar su elección varias veces a lo largo de todo el año. De esta forma, la base de cotización va ser flexible y va a permitir que cada trabajador por cuenta propia pueda adaptar su cotización a la cantidad de ingresos que genere en cada momento. Habrá que esperar a 2023 para la puesta en marcha del nuevo sistema.