Primer plano de la infanta Cristina con rostro serio

La infanta Cristina, 'tocada y hundida' tras sentir el rechazo de su suegra

El rey Felipe habría despreciado a la infanta en su peor momento

A pesar de que se especulaba sobre un posible acercamiento entre la infanta Cristina y su familia tras su ruptura con Iñaki Urdangarin, parece que nada más lejos de la realidad.

Pilar Eyre se mostraba muy optimista ante el futuro que le espera a la infanta. "Libre, independiente, y seguramente viviendo en Madrid con sus hijos y quizás recuperando el trato con su familia de sangre, se va a convertir en un foco informativo de primera clase".

Y aunque tenía claro que no se le devolvería "el título de duquesa, puede que empezará a participar en actividades semioficiales junto a su madre y su cuñada, con la que en tiempos tuvo tan buena relación".

La infanta Cristina de Borbón con sus excuñadas: Lucía y Laura Urdangarin
La infanta Cristina de Borbón con sus excuñadas: Lucía y Laura Urdangarin | Europa Press

Sin embargo, su relación con los reyes Felipe y  Letizia estaría completamente rota, y es que la infanta se ha topado con el rechazo de su hermano en el peor momento.

Desde su entorno cercano aseguran que "Cristina está muy tocada y no entiende nada". Sobre todo, tras ver que Urdangarin ha comenzado a rehacer su vida junto a su nueva pareja.

"Estocada emocional tras ver las fotos de Iñaki y su amante Ainhoa Armentia saliendo de casa de la madre de Iñaki".

Montaje de Claire Liebaert Courtain, madre de Urdangarín, con Iñaki Urdangarín
Claire Liebaert Courtain, madre de Urdangarín, con su hijo Iñaki | Europa Press

"La Infanta vive estos momentos encerrada en casa, en Ginebra, de donde casi no sale. Teletrabaja casi siempre, no queda con nadie y se refugia en su soledad, nos cuentan desde su círculo, dolida".

Y es que parece que la infanta está más sola que nunca, habiendo perdido también el apoyo de su suegra, Claire Liebaert.

La infanta Cristina se lleva el peor golpe de parte de su suegra

A pesar de que la madre de Iñaki confesaba que todavía no había conocido a Ainhoa, parece ser que ha aceptado la decisión de su hijo. Algo que la ha alejado irremediablemente de Cristina, con la que se llevaba a las mil maravillas.

▶️ La sorprendente e inquietante respuesta de Iñaki Urdangarin sobre su estado amoroso

"La familia quiere mucho a Cristina. Desde siempre se ha llevado de maravilla con mi hermana, está siempre ahí metida", desvelaba Janine Liebaert, hermana de Claire.

Sin embargo, es innegable que a la infanta "le duele imaginar que la familia de Urdangarin acepta esta nueva relación con Ainhoa mientras a ella la dejan a un lado".

Ver "a su todavía marido entrar y salir de la casa de su madre con su nueva pareja ha sido como una puñalada que no esperaba".

Infanta Cristina y Letizia
La infanta Cristina y la reina Letizia nunca se han llevado bien | GTRES

Quizás, porque siempre ha estado muy sobreprotegida. Algo que, a su vez, pone en duda los verdaderos motivos que la distanciaron de su hermano. 

Y es que puede que no fuese el caso Nóos, ni privarla del ducado de Palma, lo que destruyó la relación de Felipe y Cristina, sino las continuas provocaciones de la infanta en público.

Eso, sin contar con que el punto de inflexión lo marcaba el desprecio que les hicieron durante el bautizo de su hija pequeña, Irene. 

Un momento en el que Letizia se negaba a acoger en su casa a los padres de Urdangarin y que marcaba un antes y un después en su relación.

Desde que la infanta sintiese el rechazo de su familia, se refugiaba en la de su marido. No quería saber nada de nadie más.

"La suegra le hacía de madre, las cuñadas de hermanas y el marido era el rey de la casa". Por eso, ahora tendría la sensación de haberlo perdido todo. También a toda la familia política.

De hecho, solo cuenta con el apoyo de la infanta Elena, que es la única que no se ha despegado de su lado. Además de contar respaldo económico de su padre, el rey Juan Carlos. "El día de mañana será una mujer muy rica".

"Continuará haciéndose cargo de sus hijos con su sueldo (400.000 euros anuales) de la Fundación Aga Khan, como hasta ahora".