Chiqui, durante un programa de 'Sálvame'

Chiqui ('GH'), pide ayuda de forma desesperada: 'Lo que han pasado hoy mis hijas...'

La ex gran hermana denunciaba a su pareja ante los juzgados hace tan solo unas semanas

La separación entre Chiqui y Borja Navarro está siendo más traumática de lo pensado. Hace unos meses, la ex gran hermana decidía poner fin a su matrimonio con Borja, al que acusaba de vago y de serle infiel con otras mujeres y desde entonces la murciana parecía vivir de lo más tranquila junto a sus hijas.

Sin embargo, hace apenas unas semanas salía a la luz que la ex gran hermana había decidido denunciar al que fue su pareja tras recibir diversos insultos a través de sus redes sociales. Ahora, Chiqui se ha vuelto a manifestar sobre este tema justo después del cumpleaños de su hija Alma, que tiene tan solo dos añitos.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

«Como si me tengo que prostituir mañana para sacar dinero para abogados. Me da igual, porque por ellas doy mi vida. Lo que han pasado hoy mis hijas no lo van a pasar más», escribía en su perfil de Instagram a la vez que pedía difusión a sus seguidores y amigos, entre los cuales no podría faltar Iván Madrazo, el ganador de su edición de 'Gran Hermano'.

«No se os cae la cara de vergüenza. No voy a quitar ninguna demanda, siempre insultando y amenazando», continuaba diciendo Chiqui en sus 'stories', quien además añadía «no podrán conmigo, me los voy a comer en el juzgado».

Y es que a Chiqui no la calla nadie y no ha dudado en cargar contra su marido públicamente. «Después de 12 meses divorciados manda cojones que a estas alturas pidan maletas de ropa. Todos los días igual. Mi obligación es mandar una muda limpia y de estreno porque quiero. Ahí tenéis mi indignación. He estado mandando maletas pero hasta hoy... ya me tocan la moral», sentenciaba.

La ex gran hermana no se quedaba ahí e incluso revelaba un episodio violento junto a su expareja, asegurando que este había roto la puerta de su casa en un ataque de ira. 
«Hay gente que va rompiendo cosas por mi casa... otra más de muchas», sentenciaba.

Sin duda, Chiqui está viviendo un divorcio muy complicado, tanto es así que la susodicha no tiene ningún tipo de reparo en hacerlo público. Pese a todo, la murciana está disfrutando al máximo de su etapa como soltera y de sus dos hijas, a las que quiere con locura.