Salvador Illa en segundo plano escucha atento la comparecencia del Presidente del Gobierno Pedro Sánchez

La vacuna que ha comprado España anuncia una eficacia menor de lo esperado

La vacuna también presenta ventajas: se podrá administrar a más personas y es más fácil de transportar

Tras los anuncios de la gran eficacia de vacunas como Pfizer y Moderna, rozando la perfección, AstraZeneca, los laboratorios que junto con la Universidad de Oxford desarrollan la vacuna de la que España ha comprado 31,5 millones de dosis, ha dado una mala noticia: su eficacia media en la protección contra el virus es del 70%.

Un porcentaje que queda lejos del 95% que anunciaron recientemente Pfizer y Moderna, y que deja a la vacuna de Oxford por detrás de las demás. El anuncio se ha hecho en base a los resultados de los ensayos clínicos en Reino Unido y Brasil.

logo YoutubeLos mejores directos y vídeos de la red en el Youtube de España Diario. No esperes más, pincha aquí y síguenos gratis. ¡TE ESPERAMOS!

Los investigadores que trabajan en su desarrollo aseguran que la vacuna de Oxford «es eficaz al prevenir que muchas personas enfermen y se ha demostrado que funciona bien en diferentes grupos de edad». Por su lado, el primer ministro británico, Boris Johnson, destaca que se trata de resultados «fantásticos» aunque advierte que «todavía quedan más controles de seguridad».

El anuncio se basa en los resultados de dos ensayos clínicos de fase 3 a gran escala con más de 20.000 voluntarios. Los ensayos llevados a cabo por la universidad de Oxford dieron buenos resultados en la fase anterior, y en esta fase definitiva han revelado una eficacia del 70%, que los científicos creen que podría aumentar hasta el 90%.

Fue el pasado 19 de noviembre cuando los investigadores informaron de que la segunda fase de pruebas clínicas había demostrado su seguridad, con pocos efectos secundarios, en personas sanas e incluso mayores de 70 años. También se conformó la respuesta inmune para todos los grupos de edad, tanto en dosis bajas como una estándar.

En el último experimento hubo 30 casos de Covid-19 en personas que habían recibido dos dosis de este antídoto, mientras que 101 voluntarios recibieron una inyección inocua. Lo que tratan de esclarecer los científicos, es por qué la efectividad de la vacuna aumentó al 90% en un grupo de voluntarios a los que se dio media dosis inicial antes de una dosis completa.

Satisfacción en el equipo

Sarah Gilbert, responsable del proyecto de la vacuna de Oxford, señala que el anuncio de hoy «nos sitúa un paso más cerca del momento en que podremos usar las vacunas para poner fin a la devastación causada por el Covid-19».

Por su lado, el investigador jefe del ensayo, Andrew Pollard, asegura que los últimos datos muestran que se trata de «una vacuna eficaz que salvará muchas muchas vidas». Según el profesor, «uno de nuestros regímenes de dosificación puede tener una eficacia alrededor del 90% y se podrían vacunas más personas con el suministro de vacunas planificado».

El régimen de dosificación con mayor eficacia al que se refiere consiste en la administración de media dosis seguida de una dosis completa con un intervalo de al menos un mes. Otro régimen de dosificación mostró una eficacia del 62% al ser administradas dos dosis completas con al menos un mes de diferencia. La combinación de ambas variantes dan como resultado una eficacia media del 70%, que es lo que acaba de anunciar AstraZeneca.

Más fácil de transportar

Según el director ejecutivo de AstraZeneca, Pascal Soriot, «la eficacia y seguridad de esta vacuna confirman que será altamente efectiva contra la Covid-19 y tendrá un impacto inmediato en esta emergencia de salud pública». Además, resalta que «nuestro compromiso sin fines de lucro con un acceso amplio, equitativo y oportuno significa que será asequible a nivel mundial».

Otra ventaja de la vacuna es que se puede almacenar, transportar y manipular en condiciones normales de refrigeración durante al menos seis meses y administrarse dentro de los entornos de atención médica. Además de los ensayos de Reino Unido y Brasil, la vacuna también se está ensayando en Estados Unidos, Japón, Rusia, Sudáfrica, Kenia y América Latina.