Angustia en Galicia por los incendios descontrolados que ya han quemado más de 7.500 hectáreas

No hay heridos ni peligro para ninguna vivienda. El fuerte calor y la mano del hombre están detrás de los fuegos

Imagen de un incendio forestal en Cualedro, Ourense
Los incendios ya han arrasado miles de hectáreas en Galicia | EFE

Galicia se ve arrasada estas últimas horas por múltiples incendios que afectan hasta doce municipios de Ourense. Según las últimas estimaciones de la Consellería de Medio Rural, hasta primera hora de la tarde del lunes, 14 de septiembre, ya hay unas 7.546 hectáreas calcinadas por las llamas. No obstante, la situación ha mejorado en la parroquia de Montes, en Cualedro, donde ha sido desactivada la situación 2 de emergencia al dejar de haber peligro para los núcleos de población.

Según el último parte de Medio Rural, permanecen activos fuegos forestales en diez municipios de Ourense: Cualedro, Rairiz de Veiga, Vilariño de Conso, Lobios, Vilar de Barrio, Chandrexa de Queixa, Vilardevós, Laza, Manzaneda y Muíños. Estabilizados han quedado los fuegos de A Gudiña y Maceda.

Los fuegos también han afectado puntualmente otras provincias de Galicia, la mayoría de los cuales están controlados. Han quedado extinguidos los incendios de Quiroga (Lugo) y Cuntis (Pontevedra).

De todos los fuegos que afectan a la provincia, los de mayor envergadura son los que se registran en Cualedro (que afecta a unas 1.300 hectáreas), así como Vilariño de Conso y Lobios. En cada una de estas localidades, las llamas han arrasado unas 2.000 hectáreas. Los bomberos de Galicia cuentan con la colaboración de la Unidad Militar de Emergencias (UME) para extinguir las llamas.

Sin daños personales

Según los últimos datos, no se han tenido que lamentar daños personales en estos fuegos, mientras que las llamas no son un peligro para las viviendas de la zona que, por ahora, se están salvando del avance de los incendios. No obstante, las autoridades piden máxima precaución a toda la población, debido a que los fuegos siguen fuera de control. 

Solo hay que lamentar la afectación del fuego en cuatro viviendas del municipio de Corzoá, donde domingo la Xunta de Galicia activó una alerta que este lunes ya ha sido desactivada. También se ha desactivado la alerta en la parroquia de Sabariz, en Rairiz de Veiga, donde domingo las llamas se acercaron peligrosamente a las viviendas.

Causas de los incendios

Las atípicamente elevadas temperaturas de este fin de semana, con más de 35º en algunos puntos, junto a vientos secos y recalentados, han propiciado a la expansión de los fuegos. No obstante, al tratarse de múltiples focos en un área de 2.000 hectáreas, todo apunta a que la mayoría de incendios han sido provocados por una o más personas, un hecho que viene siendo tristemente habitual en Galicia los últimos años.


Comentarios

envía el comentario