Imagen ilustrativa de la 'Estrella de Belén'

Estas son las imágenes espectaculares de la mejor 'Estrella de Belén' en España

En algunos puntos de la Península no se pudo observar bien por la niebla y las nubes altas

A partir de las 17:25 horas de la tarde de este pasado lunes se pudo observar  en muchos puntos de España  el gran acontecimiento que cerró astronómicamente  el 2020: la gran conjunción  de Júpiter  y Saturno. El fenómeno  conocido popularmente como la 'Estrella de Belén' se dejó ver en su totalidad  justo al caer el sol  y durante aproximadamente una hora.

Gran éxito en el centro peninsular

En algunos lugares del oeste y zonas del Mediterráneo, fue complicado ver la conjunción  por las nubes altas. Aun así, en zonas elevadas del centro peninsular es donde hubo más claros y por encima de las nieblas, el cielo estaba más despejado y se pudo observar  mejor en casi toda su totalidad. Un ejemplo de ello es que para la observación  desde nuestro país, la  Federación Astronómica organizó para todos aquellos que no podían verlo bien desde casa o el lugar en que se encontraran en el momento de la conjunción, una retransmisión en directo desde diversos observatorios  repartidos por la geografía española: Cuenca, Málaga, Toledo, Segovia, Salamanca y Granada, a través de unos telescopios  conectados a unos ordenadores.

Aparte de los telescopios, muchos observadores  y aficionados de nuestro país también han podido captar imágenes  de este fenómeno astronómico  único que pasará a la historia de este 2020. A continuación, os dejamos algunas imágenes  que nos han hecho llegar algunos aficionados  por las redes sociales: 

Según ha explicado durante la retransmisión Joaquín Álvaro, miembro de  Europlanet, la conjunción  no se ha dejado ver con claridad desde todos los puntos del país. «Por ejemplo, desde Cuenca la niebla y las condiciones atmosféricas no han facilitado la observación. En Málaga, alrededor de las 19 horas de la tarde, Júpiter  ha dejado ver sus satélites más importantes, y Saturno  también se ha dejado ver con muy buena claridad. Aunque las condiciones meteorológicas de la Península  en el día de hoy han sido complicadas, y en algunas zonas del territorio las nubes no han permitido ver demasiado, en otros puntos sí se ha podido contemplar Júpiter  con sus nubes gaseosas y los famosos anillos de Saturno».

La conjunción en el resto del mundo

La gran conjunción planetaria  empezó a ser visible en países del hemisferio norte como Japón, donde a las 10 de la mañana (hora española) ya pudieron disfrutar del raro  fenómeno astronómico.  Una curiosidad de la retransmisión que hicieron desde el país asiático es que, «durante un momento, Júpiter  ha dejado ver sus satélites y una estrella  se ha ‘colado’ en medio de los satélites y el planeta, dando la sensación de que también era un satélite del quinto planeta del sistema solar».

Los países del hemisferio sur fueron los últimos en poder observarlo. Y, a pesar de que los planetas en los próximos días seguirán estando cerca, poco a poco se volverán a alejar, las imágenes que se han observado  en el firmamento han dejado un recuerdo que no volverá a repetirse, como mínimo, hasta el 2080.

Habrá que esperar 60 años para la siguiente

La gracia de este acontecimiento astronómico  era que Saturno  se colocaba por encima de Júpiter  creando el efecto óptico de que los dos planetas estaban unidos en un único punto de luz brillante, formando así la  'Estrella de Belén' más brillante de los últimos 800 años. Los astrónomos  explican que este espectáculo, que fue visible durante el atardecer de este lunes, no se veía con tal intensidad desde 1623 y este fenómeno no se volverá a ver hasta el año 2080.

¿Qué es una conjunción planetaria?

Según la Wikipedia, una conjunción  de planetas se produce cuando dos astros, observados desde un tercero (generalmente desde la Tierra), se hallan en la misma longitud celeste. Como la latitud celeste puede ser diferente los astros  se aproximan mucho en el cielo, aunque no coinciden, pasando uno por encima del otro. La conjunción  es uno de los principales aspectos de los planetas. También es aplicable a cualquier objeto celeste que esté ubicado próximo visualmente a otro.