d

Grecia sufre una extraordinaria primera ola de calor en plena pandemia y a más de un mes del verano

Los termómetros han llegado a los 40º, unos valores totalmente inusuales para la época a más de un mes del inicio del verano

Aún falta más de un mes para la llegada del verano, pero en la parte oriental del Mediterráneo ya están sufriendo las peores consecuencias del calor tórrido. Y es que estos últimos días Grecia y otros países de la zona, como Turquía o Chipre, han sido azotados por la primera ola de calor del año,  que ha llegado extraordinariamente muy pronto y con valores totalmente inusuales para la época.

Estos tres países han alcanzado los 40º en las últimas horas, especialmente el domingo 17 de mayo, una cifra que solo se alcanza en los días más duros del verano. Por ejemplo, en Kalamata, al sur de Grecia, se han alcanzado los 40º, mientras que en el aeropuerto de Araxos se han registrado 39º.  

Ola de calor que durará días

El origen de esta ola de calor extraordinaria lo encontramos en los vientos del sur del norte de África que ha disparado los termómetros en toda esta zona oriental del Mediterráneo desde el fin de semana, situación que aún durará unos cuantos días. Asimismo, el cielo está marrón porque el aire africano va acompañado de polvo sahariano. 

En este sentido, el gobierno griego ha abierto las playas antes de lo previsto en plena pandemia del coronavirus para facilitar una zona donde la población pueda refrescarse. Pese a que el país está en una fase de desconfinamiento mucho más avanzada, las calles se han vaciado y las playas se han llenado de gente ante un calor insoportable al cual no ha dado tiempo aún de adaptarse.