Imagen de los tres Reyes Magos guiados por la estrella

Atentos al cielo estas Navidades: Llega la mejor 'estrella de Belén' de los últimos 800 años

Este fenómeno astronómico no era tan intenso desde la Edad Media

La Navidad  ya llega y, con ella, todas las historias fantásticas y apasionantes que la envuelven. Una de ellas es la denominada 'estrella de Belén' que, según cuenta la historia, guio a los tres Reyes Magos hasta Jesús recién nacido. Pero esta gran luz tiene origen científico, astronómico, ya que, en esa época, se dio una rara alineación planetaria  con la unión en la constelación de Aries del Sol, Júpiter, la Luna  y Saturno, mientras que Venus, Mercurio  y Marte  se encontraban muy cerca, provocando este gran e histórico destello celeste. Unas circunstancias muy difíciles de repetir, pero la Navidad  de este 2020  tendremos otra curiosa conjunción planetaria que repetirá una especie de pequeña 'estrella de Belén',  pero con una envergadura que no se veía desde los últimos 800 años.

En concreto, tras la puesta del sol el 21 de diciembreJúpiter  y Saturno  aparecerán más juntos en el cielo  nocturno de lo que lo han estado desde la Edad Media, aparentando ser un planeta doble  y provocando una fuente radiante de luz  en el  cielo algo fuera de lo normal justo a las puertas de Navidad.  

«Las alineaciones entre estos dos planetas son bastante raras, ocurren una vez cada 20 años aproximadamente, pero esta conjunción  es excepcionalmente rara debido a lo cerca que se verán los planetas  entre sí», explica en un comunicado el astrónomo de la Universidad Rice, Patrick Hartigan. «Habría que retroceder hasta justo antes del amanecer del 4 de marzo de 1226 para ver una alineación más cercana entre estos objetos visibles en el cielo  nocturno», afirma Hartigan. 

Conjunción de planetas

JúpiterSaturno  se han estado acercando en el cielo  de la Tierra  desde el verano. Del 16 al 25 de diciembre, los dos estarán separados por menos del diámetro de una Luna  llena. «En la noche de mayor aproximación, el 21 de diciembre, se verán como un planeta doble, separados solo por una quinta parte del diámetro de la Luna llena", dijo Hartigan, profesor de física y astronomía. «Para la mayoría de telescopios, cada planeta  y varias de sus Lunas  más grandes serán visibles en el mismo campo de visión esa noche».

La conjunción  de estos dos planetas llegará con la entrada oficial del invierno, el 21 de diciembre, y se podrá observar desde cualquier lugar del planeta. Tras la puesta de Sol, Júpiter  y Saturno  aparecerán mucho más juntos de lo normal, aparentando ser un planeta doble. El fenómeno astronómico de la 'estrella de Belén' suele ocurrir cada 20 años, aunque este año la cercanía entre los dos planetas  será extremadamente pequeña y lo convertirá en un fenómeno  luminoso inédito desde la Edad Media.

Aunque las mejores condiciones de observación estarán cerca del ecuador de nuestro planeta, el evento se podrá observar en cualquier lugar de la Tierra, también en España, si el tiempo  lo permite. Hartigan dijo que el  dúo planetario  aparecerá bajo en el cielo  occidental durante aproximadamente una hora después del atardecer cada noche.

«Cuanto más al norte esté un espectador, menos tiempo tendrá para vislumbrar la conjunción  antes de que los planetas  se hundan bajo el horizonte», explica el experto. Afortunadamente, los planetas  serán lo suficientemente brillantes como para ser vistos en el crepúsculo, que puede ser el mejor momento para que muchos espectadores observen la conjunción.


Tras la puesta de Sol y en el horizonte

«Para cuando los cielos  estén completamente oscuros, la conjunción  estará a solo 9 grados sobre el horizonte», afirma Hartigan. «Ver eso sería manejable si el tiempo  coopera y tiene una vista despejada hacia el suroeste». Pero una hora después de la  puesta del sol, las personas que miran hacia el cielo  cualquier punto del hemisferio norte encontrarán los planetas  aún más cerca del horizonte, a unos 7,5 grados y 5,3 grados respectivamente. Los espectadores harían bien en echar un vistazo a la rara vista astronómica  tan pronto como sea posible después del atardecer para disfrutar de este espectáculo  inédito..

Aquellos que prefieran esperar y ver a Júpiter  y Saturno  tan cerca y más alto en el cielo  nocturno deberán quedarse hasta el 15 de marzo de 2080, dijo Hartigan. Después de eso, la pareja no hará tal aparición hasta algún tiempo después del año 2400.