Imatge d'arxiu de la presentadora d'Antena 3 Susanna Griso

Susanna Griso habla por primera vez de cómo fue adoptar a su hija

La periodista ha explicado todos los problemas a los que tuvo que hacer frente

Susanna Griso es una de las periodistas mejor reputadas de este país, y es que guste más o guste menos, lo cierto es que lleva muchos años al frente de 'Espejo Público'. La presentadora acostumbra a hablar poco de su vida privada, aunque en el último programa de este espacio de Antena 3 ha confesado algo muy interesante.

Junto con Ana Rosa Quintana, Susanna Griso es el referente de las mañanas en televisión. La catalana habitualmente siempre ha sido muy discreta con su vida privada, pero ahora ha narrado una experiencia muy importante.

Susanna Griso ha explicado en su programa como fue la adopción de su hija. La presentadora ha relatado las enormes dificultades a las que tuvo que hacer frente antes de llegar a un momento tan feliz como el de tener a su pequeña en sus brazos.

Dorcette, la hija no biológica de Susanna Griso llegó a España en la primavera de 2018. La catalana tuvo que esperar muchos años para conseguir una adopción. Esta historia la ha querido explicar para mostrar empatía con una mujer que estaba contando en 'Espejo Público' la difícil situación que estaba viviendo porque el pasado mes de febrero le dijeron que podía ir a buscar a su niña en la India, pero el estallido de la pandemia se lo ha impedido al cerrarse las fronteras

Griso estuvo nada más y nada menos que ocho años con el proceso de adopción, confesando que «son países con muchas dificultades. Por ejemplo, en mi caso pillé una guerra civil, muchos cambios de Gobierno, todo eso te va retrasando». El motivo de la larga espera de Susanna Griso fue el estallido de una guerra en el país natal de Dorcette.

Susanna Griso cuenta la desesperación 

«Yo entiendo ese sentimiento. Van pasando los meses, los años y dices: por Dios... Es desesperante», ha reconocido Susanna Griso por primera vez, diciendo que lo pasó realmente mal, que fue una desesperación ver como pasaban los años.

«Hay tantos padres deseosos esperando un niño al que dar un futuro... Hay lista de espera de años para adopciones nacionales. Yo intenté hacer una adopción nacional y me dijeron que ni me lo planteara teniendo hijos biológicos, de ahí que me fuera a una adopción internacional», ha desvelado la presentadora, afirmando el motivo por el que recurrió a una adopción internacional.

En alguna ocasión, la catalana ha hablado sobre Dorcette, con la que está totalmente encantada, ya que para ella ha sido un auténtico regalo. «Es una niña muy vital, muy feliz, muy alegre y nos tiene a todos bailando mambo en casa, porque tiene mucha energía y alegría en el cuerpo», afirmaba en una entrevista para 'LOC'.