Fotografía oficial de Rocío Flores para el programa de Telecinco Supervivientes

«Estoy al límite» Rocío Flores no aguanta más y lanza una petición a 'Supervivientes'

La nieta de Rocío Carrasco quiere mantenerse al margen de cualquiera discusión

Rocío Flores está viviendo un momento complicado en 'Supervivientes'.  Lejos de ser el hambre su principal problema, es su relación con Ana María Aldón, pareja de José Ortega Cano, la que está provocando que la joven no consiga estar tranquila dentro de la isla.

Sus constantes discusiones con Yiya y su posterior decepción con Ana María están marcando la trayectoria del concurso de la hija de Antonio David Flores. Harta de verse inmersa en otras discusiones que no le pertenecen, ha decidido pedirles un favor a sus compañeros de isla.

Seria, y visiblemente cansada de disputas, la nieta de Rocío Jurado pedía que no la mencionasen cuando tuvieran una discusión. «Por el bien de mi salud mental, te pido a ti (José Antonio Avilés) que cuando discutáis me dejes aparte. Dejadme en paz, no me saques más a Ana María. Si discutes con ella, no me metáis en medio», sentenciaba.

logo Instagram¡Síguenos en Instagram! 📸 Las fotos y tus notícias preferidas en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

 «Estoy ya al límite, no puedo más. Me he llevado muchas decepciones. Ya me ha quedado claro que cada uno viene a hacer su concurso. No quiero saber nada más de Ana María, ni de la otra, ni nada. Voy a hacer mi concurso, a intentar pescar y al, resto, que le den por culo», terminaba diciendo Rocío tras enterarse de la discusión entre Avilés y Ana María.

Continuas discusiones con Yiya

Sin embargo, hay conflictos que la joven no podrá evitar. Su relación con Yiya va de mal en peor, tanto es así que la extremeña ha sido  nominada de forma disciplinaria después de que hiciera uso de la palabra «morsa» para referirse a Rocío.

«La niña no es tonta, ella sabe lo que está haciendo.  Supongo que ya han reflexionado los directivos, yo no aludí al físico de nadie. Si deben nominarme, que así sea. Si se me tiene que hacer un castigo, aquí estoy, nominada. Expliqué bien la semana pasada que estaba haciendo una mofa a Estefanía y para nada me refería al físico de nadie. Lo peor de esta chica está en el interior, no en el físico.  Es una chica que acostumbra a poner caras, gestos y se mofa de la gente. Lo ha hecho siempre. El rasero es un poco raro. Si la niña tiene algún complejo no soy yo quién lo acentúa. Que aprenda a respetarlo ella también. Cuando le damos al off a las cámaras, sus comentarios son otros», sentenciaba Yiya tras descubrir que era nominada por la directiva del programa.

Eso si, a pesar de todos los frentes abiertos que tiene la hija de rocío Carrasco en la isla, el ex guardia civil continúa defiendo a capa y a espada a su hija en los diferentes platós de televisión.