Rocío Flores enrte un grupo de amigos en la calle

«Necesita un médico». Preocupación máxima por Rocío Flores tras su último percance

La edición de 'Supervivientes 2020' está siendo de las más extremas

Rocío Flores está pasando por uno de los momentos más complicados desde que empezó 'Supervivientes' La hija de Antonio David Flores ha tenido la mala suerte de sufrir un fuerte mareo tras ir por leña con José Antonio Avilés.

En esta edición los concursantes están sufriendo muchos mareos. Sin ir más lejos, uno de los pilares fundamentales de Rocío en la isla, Albert Barranco, ha sufrido varios como causa de la falta de alimentos y las altas temperaturas de la isla.

Rocío Flores y José Antonio Avilés han dejado sus rencillas atrás, motivo por el que decidieron ir juntos a por leña, tal y como el pirata Morgan les ha pedido como reto esta semana. Y la tarea no ha sido nada fácil.

logo Instagram¡Síguenos en Instagram! 📸 Las fotos y tus notícias preferidas en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Los dos concursantes del 'reality' recogieron un tronco que estaba en una zona bastante empinada,; un reto difícil, ya que les costó bastante rescatarlo. Ambos tuvieron que hacer un gran esfuerzo físico para no perder el equilibrio. 

Rocío Flores está muy débil

Después de este sobre esfuerzo, Rocío empezó a sentirse mal, hasta el punto que se mareó, generando la preocupación de todos sus compañeros. La hija de Antonio David Flores pasó por uno de sus peores momentos en la isla, ya que no podía ni levantarse del suelo. «Tengo ganas de llorar, te lo juro», le confesó a su compañero Barranco, que por desgracia está acostumbrado a este tipo de mareos.

La falta de alimento se está haciendo notar mucho en los supervivientes que ya llevan dos meses en Honduras pasando muchos apuros. Esta es una de las ediciones más extremas, y a la vista de la apariencia física de los concursantes, este 'Supervivientes 2020' es la edición en que más peso están perdiendo los robinsones.

La propia Rocío se ha mostrado muy débil y con este último mareo lo ha pasado muy mal. «Necesita un médico», gritaban algunos de sus compañeros asustados.

Lo cierto es que  Rocío Flores lo está pasando verdaderamente mal estas últimas semanas, primero por las discrepancias que tuvo con Ana María Aldón y luego por la fuerte discusión que tuvo con su amigo José Antonio Avilés. La mala actitud que ha tenido Yiya con ella también le han provocado en más de una ocasión llantos desconsolados por la rabia y la impotencia de no poder arreglar la situación.