Chelo García Cortés en el plató de 'Sálvame'

Chelo García Cortés, al borde de una locura: Y sabemos el culpable: ¿Harán algo?

Chelo le espetó a Marta que: «No quiero que me defienda, ya me sé defender yo solita»

Este pasado lunes, 25 de mayo, se vivió una situación absolutamente surrealista en ‘Sálvame’. La protagonista fue Chelo García Cortés, que estaba realizando una videollamada en directo con el espacio de entretenimiento y en un momento determinado su mujer Marta se colocó en el plano para defender a Chelo. El resultado ya se lo avanzamos: surrealista.

Las videollamadas se están convirtiendo en una fórmula perfecta para dar juego a los programas, como ya pasó con Merlos o como también le ocurrió a Carmen Borrego, cuando la pillaron diciendo que estaba de confinamiento aislada y pasó su marido por el fondo del plano.

logo Instagram¡Síguenos en Instagram! 📸 Las fotos y tus notícias preferidas en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

El episodio que ha vivido Chelo García Cortés no tiene que ver con el aislamiento por cuarentena, pero sí con el hecho de que la videollamada se realizaba desde su casa, en la que convive con su mujer Marta, que no dudó en entrar a defender a Chelo.

Nueva polémica con Chelo García Cortés

Todo empezó cuando el pasado sábado  varios colaboradores  del espacio ‘Sábado Deluxe’ se sometieron al polígrafo para determinar si Antonio Montero, colaborador que ha sido objeto de muchas críticas en los últimos días, era considerado o no buen compañero por parte de los demás participantes habituales del programa.

En el polígrafo, los colaboradores debían contestar si consideraban que Montero es «buena o mala persona». La polémica empezó al dar un dato Jorge Javier: Chelo García Cortés, que se consideraba desde hacía muchos años amiga de Montero, había pedido que le hiciesen esa pregunta  en específico. 

Lo que dijo Jorge Javier enfadó mucho a Kiko Matamoros, que no dudó en llamar a Chelo «hiena, cobarde, profanadora de tumbas o vende humos». Ante esto, la veterana colaboradora se vio acorralada y decidió abandonar el plató.

Tan solo dos días después, Chelo realizó una videollamada con el programa en directo, para comentar cómo se sentía tras haber estallado la polémica: «Voy llevándolo mejor, pero me lleve un sofoco. A mí me pareció una exageración lo que ocurrió, no me merezco los adjetivos que me dedicaste. En la última pregunta no pude más y me fui. Estaba dolida e indignada, no entendía ese ataque continuo tuyo».

Sobre esto, Matamoros contestó que: «Eres muy cobarde  Chelo, tú te estuviste riendo hasta que te preguntaron si Antonio Montero era mala persona. Estabas toda ufana hasta que Jorge dijo que tú habías pedido que te la hicieran».

Chelo no se arrugó y manifestó que: «Quizás la pregunta  estaba fuera de lugar, pero al igual que todos los ataques que recibí».

«¡Que te vayas!», le dijo Chelo a su mujer en pleno directo

Lo surrealista empieza aquí, cuando Marta se puso al lado de Chelo con unas gafas de sol de gran dimensión. Chelo le espetó a Marta que: «No quiero que me defienda, ya me sé defender yo solita».

Pero lejos de hacer caso, Marta volvía a aparecer otras veces al lado de Chelo. «¡Que te vayas!», le llegó a decir a su mujer en mitad del directo. Pese a ello, ante la insistencia de Marta, Chelo no pudo hacer más que dejar hablar a Marta: «Hola Carlota, estoy fregando los platos estupendamente. Kiko eres estupendo tío…me parece surrealista, tienes un morro…», manifestó la esposa de la colaboradora.