Concursante de First Dates acusado de homicio en grado de tentativa y sabotaje a un hospital.

Alberto, de First Dates a sabotear un hospital de España en plena crisis del coronavirus

El concursante, con un amplio historial delictivo, fue detenido por homicidio en grado de tentativa y está acusado de sabotaje eléctrico en el hospital donde trabajaba

Insólita noticia la que hemos recibido de un ex-concursante del programa televisivo 'First Dates'. Alberto P. de 35 años acudió hace dos años al reality de citas de Cuatro definiéndose como alguien «personal y poco convencional» 

Una descripción que se queda muy corta a juzgar por su historial delictivo y su actitud vengativa e inhumana. El joven ha sido recientemente detenido por la Policía Nacional por un presunto delito de homicidio en grado de tentativa cometido en plena crisis del coronavirus. 

El delito formaría parte de una venganza macabra contra el jefe del  Hospital Royo Villanova y el propio centro sanitario, del cual fue despedido a finales del año pasado. 

Cruel venganza

El joven natural de Zaragoza  trabajaba como técnico de mantenimiento en el hospital aragonés, de donde fue  despedido en noviembre del 2019 tras no superar el periodo de prueba. 

Desde entonces, el hombre estaría planificando una venganza extrema que acabaría haciendo efectiva en este mes de abril, aprovechando la complicada situación que se está viviendo por la crisis del coronavirus. 

El pasado  lunes 6 de abril, Alberto esperó a su exjefe a la salida de su garaje a primera hora de la mañana y le disparó tres balas sobre el pecho.

El jefe, tras ser operado de urgencia,  estuvo ingresado varios días en la UCIy a punto de perder la vida. La propia víctima fue la encargada de dar pistas a las autoridades policiales, puesto que tenía muy claro que Alberto andaba detrás de su agresión. 

Sabotaje al hospital

El jefe del Hospital tenía  razones de peso para señalar a su ex empleado como el presunto delincuente. Una vez la víctima pudo declarar, la investigación policial se agilizó al relacionarse este hecho con otros sucesos ocurridos en el hospital e investigados por los juzgados. 

Tres semanas previas al intento de homicidio, el 17 de marzo, el hospital había sufrido un sabotaje eléctrico  en la planta que se había habilitada para los  infectados de Covid-19, afectando al funcionamiento de los respiradores del hospital.

Por aquel momento, la policía no pudo encontrar al responsable, pero tras el intento de homicidio ataron cabos y pudieron llevar a cabo la  detención de Alberto, que en este momento conducía una furgoneta repleta de material para fabricar explosivos, según cuentan fuentes policiales a 'El Español'. 

Historial delictivo 

Lo cierto es que la detención del ex-concursante de 'First Dates' no sorprendió a nadie  en el hospital. Su amplio historial delictivo ya era un indicativo de que este hombre era capaz de todo para llevar a cabo una cruel venganza sobre el centro de salud. 

Alberto P. ya había sido denunciado por una empleada del hospital por unpresunto delito de acoso, por el que tiene una orden de alejamiento solicitada. Esta sanitaria fue la que comunicó a los agentes que el ex-empleado podría estar detrás del sabotaje al hospital. 

También está esperando una sentencia por amenazas de muerte por las que fue juzgado recientemente y tiene otra denuncia por los daños causados en el vehículo de la jefa de Servicio de Personal del Hospital.